No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Sonora

"Testimonio de solidez de relación bilateral": Termina construcción del nuevo consulado de EU en Hermosillo

Fue un ritual del constructor que marca la etapa donde el proyecto de construcción termina el punto más alto de la estructura y los principales componentes estructurales ya están colocados.  

Avatar del

Por Redacción/GH

REDACCIÓN GH Para conmemorar la finalización de la estructura del nuevo edificio del Consulado General de Estados Unidos en Hermosillo, se llevó a cabo una ceremonia en la que el Cónsul General, Ken Roy, fue el anfitrión. Al evento acudieron la gobernadora de Sonora, Claudia Pavlovich Arellano; el secretario de Desarrollo Económico de Sinaloa, Javier Lizárraga Mercado, quien acudió en representación del gobernador, Quirino Ordaz, y el alcalde de Hermosillo, Fermín González Gaxiola. Esta ceremonia, realizada el martes, es un ritual del constructor que marca la etapa donde el proyecto de construcción termina el punto más alto de la estructura y los principales componentes estructurales ya están colocados.   “Este edificio será un testimonio de la solidez de nuestra relación bilateral y un ejemplo de lo que la cooperación y la constancia de nuestras naciones pueden lograr”, expresó en el evento, el cónsul general, Ken Roy. En 2018, la Oficina de Operaciones de Edificios en el Exterior (OBO) del Departamento de Estado anunció la adjudicación del contrato para la edificación de las nuevas instalaciones del Consulado, que comenzó a construirse en mayo de 2019.   La construcción ha involucrado más de un millón de horas de trabajo y está proyectado que la obra quede terminada para el verano de 2022. Al día de hoy, la construcción de este edificio ha significado una inversión de 40 millones de dólares en la economía local, a través de la constructora B.L. Harbert International (BLHI), quien ha contratado a 450 trabajadores mexicanos, además de trabajar con 370 proveedores locales.    DISEÑO SOSTENIBLE El diseño sostenible del nuevo Consulado es parte del compromiso mundial de los Estados Unidos con la preservación del medio ambiente, y representa su profundo aprecio por el ecosistema de Sonora.   El sitio de 7.29 acres, equivalentes a 2.95 hectáreas, está diseñado para minimizar el consumo de agua empleando una estrategia de siembra xérica, con especies que son nativas de la región o que están bien adaptadas al clima cálido y seco del desierto de Sonora.   También tendrá la capacidad de contener un millón 413 mil litros de agua de lluvia para su aprovechamiento en sistemas de riego por goteo para las 31 mil 450 plantas propias de la región que adornaran este edificio. La arquitectura se deriva de los edificios públicos tradicionales en todo México.  El edificio estará revestido con páneles prefabricados de hormigón blanco.   Alrededor del edificio habrá un protector solar de armadura de acero que soportará una pantalla de metal perforada con páneles.  Estos paneles de relleno perforado brindarán un enfoque de sombreado para el edificio, que optimizará el equilibrio entre preservar las vistas, maximizar la luz del día, controlar el deslumbramiento y mitigar el calor solar. Entre sus características ambientales notables también incluyen la instalación de energía solar fotovoltaica (PV) y de agua caliente, la detención e infiltración de aguas pluviales, sistemas de riego por goteo que ahorran agua mediante la reutilización de aguas pluviales.(Especial)

REDACCIÓN GH Para conmemorar la finalización de la estructura del nuevo edificio del Consulado General de Estados Unidos en Hermosillo, se llevó a cabo una ceremonia en la que el Cónsul General, Ken Roy, fue el anfitrión. Al evento acudieron la gobernadora de Sonora, Claudia Pavlovich Arellano; el secretario de Desarrollo Económico de Sinaloa, Javier Lizárraga Mercado, quien acudió en representación del gobernador, Quirino Ordaz, y el alcalde de Hermosillo, Fermín González Gaxiola. Esta ceremonia, realizada el martes, es un ritual del constructor que marca la etapa donde el proyecto de construcción termina el punto más alto de la estructura y los principales componentes estructurales ya están colocados. “Este edificio será un testimonio de la solidez de nuestra relación bilateral y un ejemplo de lo que la cooperación y la constancia de nuestras naciones pueden lograr”, expresó en el evento, el cónsul general, Ken Roy. En 2018, la Oficina de Operaciones de Edificios en el Exterior (OBO) del Departamento de Estado anunció la adjudicación del contrato para la edificación de las nuevas instalaciones del Consulado, que comenzó a construirse en mayo de 2019. La construcción ha involucrado más de un millón de horas de trabajo y está proyectado que la obra quede terminada para el verano de 2022. Al día de hoy, la construcción de este edificio ha significado una inversión de 40 millones de dólares en la economía local, a través de la constructora B.L. Harbert International (BLHI), quien ha contratado a 450 trabajadores mexicanos, además de trabajar con 370 proveedores locales. DISEÑO SOSTENIBLE El diseño sostenible del nuevo Consulado es parte del compromiso mundial de los Estados Unidos con la preservación del medio ambiente, y representa su profundo aprecio por el ecosistema de Sonora. El sitio de 7.29 acres, equivalentes a 2.95 hectáreas, está diseñado para minimizar el consumo de agua empleando una estrategia de siembra xérica, con especies que son nativas de la región o que están bien adaptadas al clima cálido y seco del desierto de Sonora. También tendrá la capacidad de contener un millón 413 mil litros de agua de lluvia para su aprovechamiento en sistemas de riego por goteo para las 31 mil 450 plantas propias de la región que adornaran este edificio. La arquitectura se deriva de los edificios públicos tradicionales en todo México. El edificio estará revestido con páneles prefabricados de hormigón blanco. Alrededor del edificio habrá un protector solar de armadura de acero que soportará una pantalla de metal perforada con páneles. Estos paneles de relleno perforado brindarán un enfoque de sombreado para el edificio, que optimizará el equilibrio entre preservar las vistas, maximizar la luz del día, controlar el deslumbramiento y mitigar el calor solar. Entre sus características ambientales notables también incluyen la instalación de energía solar fotovoltaica (PV) y de agua caliente, la detención e infiltración de aguas pluviales, sistemas de riego por goteo que ahorran agua mediante la reutilización de aguas pluviales. | Especial

HERMOSILLO, Sonora.- Para conmemorar la finalización de la estructura del nuevo edificio del Consulado General de Estados Unidos en Hermosillo, se llevó a cabo una ceremonia en la que el Cónsul General, Ken Roy, fue el anfitrión.


Al evento acudieron la gobernadora de Sonora, Claudia Pavlovich Arellano; el secretario de Desarrollo Económico de Sinaloa, Javier Lizárraga Mercado, quien acudió en representación del gobernador, Quirino Ordaz, y el alcalde de Hermosillo, Fermín González Gaxiola.


Esta ceremonia, realizada el martes, es un ritual del constructor que marca la etapa donde el proyecto de construcción termina el punto más alto de la estructura y los principales componentes estructurales ya están colocados.  


“Este edificio será un testimonio de la solidez de nuestra relación bilateral y un ejemplo de lo que la cooperación y la constancia de nuestras naciones pueden lograr”, expresó en el evento, el cónsul general, Ken Roy.


En 2018, la Oficina de Operaciones de Edificios en el Exterior (OBO) del Departamento de Estado anunció la adjudicación del contrato para la edificación de las nuevas instalaciones del Consulado, que comenzó a construirse en mayo de 2019.  


La construcción ha involucrado más de un millón de horas de trabajo y está proyectado que la obra quede terminada para el verano de 2022.


Al día de hoy, la construcción de este edificio ha significado una inversión de 40 millones de dólares en la economía local, a través de la constructora B.L. Harbert International (BLHI), quien ha contratado a 450 trabajadores mexicanos, además de trabajar con 370 proveedores locales.  

DISEÑO SOSTENIBLE


El diseño sostenible del nuevo Consulado es parte del compromiso mundial de los Estados Unidos con la preservación del medio ambiente, y representa su profundo aprecio por el ecosistema de Sonora.  


El sitio de 7.29 acres, equivalentes a 2.95 hectáreas, está diseñado para minimizar el consumo de agua empleando una estrategia de siembra xérica, con especies que son nativas de la región o que están bien adaptadas al clima cálido y seco del desierto de Sonora.  

También tendrá la capacidad de contener un millón 413 mil litros de agua de lluvia para su aprovechamiento en sistemas de riego por goteo para las 31 mil 450 plantas propias de la región que adornaran este edificio.


La arquitectura se deriva de los edificios públicos tradicionales en todo México.  El edificio estará revestido con páneles prefabricados de hormigón blanco.  


Alrededor del edificio habrá un protector solar de armadura de acero que soportará una pantalla de metal perforada con páneles.  Estos paneles de relleno perforado brindarán un enfoque de sombreado para el edificio, que optimizará el equilibrio entre preservar las vistas, maximizar la luz del día, controlar el deslumbramiento y mitigar el calor solar.


Entre sus características ambientales notables también incluyen la instalación de energía solar fotovoltaica (PV) y de agua caliente, la detención e infiltración de aguas pluviales, sistemas de riego por goteo que ahorran agua mediante la reutilización de aguas pluviales.

En esta nota

Comentarios