Edición México
Suscríbete
Ed. México

El Imparcial / Mundo / Crimen

Mujer mató a su madre abusadora con más de 30 puñaladas y grabó la escena sangrienta: “Me hiciste odiar mi vida”

La joven de 22 años recibió 9 años de cárcel por apuñalar más de 30 veces a su madre, una mujer alcohólica a la que describió como abusadora.

LONDRES, Inglaterra.- Una joven que apuñaló a su madre alcohólica más de 30 veces después de una violenta pelea, y luego filmó su cuerpo empapado de sangre, ha sido condenada a 9 años de cárcel.

El juez Nigel Lickley de Old Bailey condenó a Hanaa Bennis, de 22 años, por homicidio involuntario y añadió cinco años más de licencia extendida el jueves, de acuerdo a información publicada por The Mirror.

Efectos de trauma infantil

Según se dijo en el tribunal, la joven sufría los efectos de un “trauma infantil” cuando apuñaló a Aziza Bennis en su casa mientras los vecinos escuchaban gritos. El mismo día del asesinato, ambas mujeres habían intercambiado una serie de mensajes de texto, donde la acusada decía:

Me hiciste odiar mi vida. Realmente haces que no quiera vivir…”, y su madre respondió: “Consigue una vida Hanaa”, a lo que la acusada respondió: “Arde en el infierno, perra amarga”.

Los servicios de emergencia, incluida una ambulancia aérea, llegaron al lugar en Ealing, Londres y encontraron a Aziza tirada en el suelo, acurrucada en posición fetal.

No pudieron salvar a la madre, de 57 años, quien fue declarada muerta en el lugar.

Grabó la escena sangrienta

Después del ataque, la policía encontró un vídeo en el celular de Bennis, el cual mostraba la escena después del asesinato, se informó previamente al tribunal.

El fiscal Joel Smith dijo:

Gira la cámara por el salón y muestra a su madre cubierta de sangre. Luego muestra el cuchillo manchado de sangre a la cámara”.

Según los informes, los vecinos escucharon “gritos y sonidos de disturbios” provenientes de la dirección alrededor de las 15:00 horas del 15 de agosto del año pasado y se escuchó a Aziza decir: “¡Por favor, no me hagas daño!”.

Smith dijo al tribunal que en un momento se pudo escuchar a Bennis decir “Lo siento, lo siento”.

Smith añadió que Bennis tenía una “relación volátil” con su madre. Cuando la policía acudió al lugar encontraron a la víctima desplomada en el salón y un cuchillo manchado de sangre.

Una autopsia reveló que Aziza, que trabajaba sirviendo el almuerzo en una escuela, había sido apuñalada más de 30 veces, con la herida mortal en el muslo derecho.

Bennis, de Uxbridge Road, Ealing, fue acusada de asesinato, lo que ella negó. Ella admitió un cargo menor de homicidio por responsabilidad disminuida. El día jueves compareció en Old Bailey para ser sentenciada por el juez Nigel Lickley.

Historial de depresión y autolesiones

En una declaración preparada, la joven acusada dijo:

Mi madre me atacó con un cuchillo. Sufrí múltiples heridas en mi cuerpo por las acciones de mi madre. Actué en defensa propia”.

El fiscal Ed Brown dijo: “Está claro que la fallecida era alcohólica y la preponderancia de la evidencia demuestra que la fallecida era violenta con sus hijos”. Continuó diciendo que la acusada era “perturbadora”, “rebelde”, “bebía en exceso” y “a menudo desaparecía”, pero añadió que su comportamiento era ,“en gran parte, el resultado del abuso por parte de su madre”.

Informes psicológicos revelan estrés postraumático

Sobre los informes psiquiátricos, el juez Lickley dijo que ambos médicos coinciden en que hay una serie de características que se deben considerar, pero la más importante es el complejo trastorno de estrés postraumático como resultado de un trauma infantil.

La acusada entendió la naturaleza de su conducta, por lo que sabía lo que estaba haciendo cuando mató a su madre, y tenía la intención de hacerlo”.

Añadió que ella había dejado de tomar medicamentos antidepresivos unos tres meses antes.

Te puede interesar: Joven de 23 años dispara a su familia porque creía que le hacían brujería en Texas

En esta nota