Tendencias
Cintilla de tendencias

COVID-19

ÓMICRON

Regreso a Clases

Contaminación

Vacuna

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Nos vemos en las urnas

 Hoy más que nunca, los temas de la gobernanza, estado de derecho, autonomía del estado y participación ciudadana, son esenciales en la sociedad, sin embargo, los últimos gobiernos nos han quedado a deber en cuanto al desarrollo de una verdadera democracia incluyente que respete el sentir de toda una comunidad.

Por Ignacio Calderón Tena

“Todos los males de la democracia pueden curarse con más democracia.”

Alfred Emanuel Smith

 Hoy más que nunca, los temas de la gobernanza, estado de derecho, autonomía del estado y participación ciudadana, son esenciales en la sociedad, sin embargo, los últimos gobiernos nos han quedado a deber en cuanto al desarrollo de una verdadera democracia incluyente que respete el sentir de toda una comunidad.

Muchas políticas se instrumentan más para fines electorales que para resolver problemas sociales y peor aún, al llegar un nuevo régimen se eliminan las políticas anteriores a pesar de que estén funcionando, por el simple hecho de quien las implementó fue de un partido político distinto. 

En los últimos 20 años en México y gracias a la existencia de una gobernabilidad, se han logrado cambios que poco a poco nos han puesto en el mapa mundial de países democráticos y se han dado transformaciones en el ámbito económico que han hecho posible la permanencia de esos cambios democráticos, entre los que se incluye una mayor cobertura de servicios sociales básicos como la educación y la salud, hasta alcanzar niveles respetables. Las reformas macroeconómicas y comerciales emprendidas a partir de los años noventa convirtieron a México en una economía abierta y estable y, desde mediados de los años noventa, el país ha pasado por un proceso de apertura política acompañado por el fortalecimiento de sus instituciones democráticas clave, tales como el poder judicial y las instituciones electorales. La Ley Federal de Acceso a la Información como instrumentos clave para abrir el gobierno al escrutinio ciudadano para una mejor rendición de cuentas, permitiendo una injerencia mayor de los ciudadanos en el quehacer gubernamental.

Sin embargo, actualmente estamos viendo como la administración federal ha optado por “torpedear” algunas de esas reformas que nos han dado gobernabilidad democrática, como es el caso de la modificación a varias de las “reformas estructurales” conseguidas en el pasado sexenio, especialmente las que tienen que ver con el tema educativo y energético, poniendo en riesgo importantes avances en la educación por un lado y en la inversión en infraestructura energética por el otro.

Michelangelo Bovero, investigador de la Universidad de Turín y uno de los principales teóricos de la democracia moderna, se ha referido al hecho de que la democracia no significa necesariamente el gobierno con el consenso del pueblo, pues recordemos que muchas dictaduras, como las de Franco en España, Hitler en Alemania o Hugo Chávez y Nicolás Maduro en Venezuela, dieron inicio con un amplio margen democrático y como vemos en el tiempo, sus líderes terminan torciendo lo que juraron defender, la justicia, equidad y finalmente la democracia.

Tristemente la política ya no se ve como un ideal de servicio al país sino como el gran negocio. Democracia y política son conceptos complementarios necesarios en cualquier sociedad, lo malo es la deformación que los malos ciudadanos han hecho de estos nobles principios.

Todos estos conceptos nos deben llevar, en toda sociedad, a preservar el más preciado objetivo, la democracia, por ello debemos salir a votar por los mejores hombres y mujeres y si no los hay, por aquellos que se acerquen a ese ideal de servicio y en todo caso, preparándonos nosotros mismos para servir a la sociedad, por lo pronto, nos vemos en las urnas.

*- El autor es asesor empresarial en cabildeo.

Comentarios