No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Columnas

Lo correcto

Sin duda alguna, con las más recientes determinaciones de nuestras autoridades estatales respecto a los siguientes pasos de la estrategia para seguir afrontando la emergencia sanitaria (Covid 19), está haciendo lo correcto.

Por Rogelio Perez

"Las personas suelen tratar los problemas colectivos

como si fueran la responsabilidad de otros"

Goleman

Sin duda alguna, con las más recientes determinaciones de nuestras autoridades estatales respecto a los siguientes pasos de la estrategia para seguir afrontando la emergencia sanitaria (Covid 19), está haciendo lo correcto.

Y es que para muestra basta un botón: hablando particularmente de Mexicali, las cifras de nuevos contagios es alarmante no solo por su aumento exponencial día a día, sino que nuestra capital, a pesar de contar con menos habitantes que Tijuana, trae ya la tendencia (72% del total de los nuevos casos registrados) para ser el epicentro de la pandemia en Baja California en una circunstancia en donde la capacidad hospitalaria comienza a evidenciar ser sobrepasada.

Si a lo anterior le agregamos el hecho de que (aún con toda la manipulación de las cifras oficiales) tanto Mexicali como Tijuana siempre han estado en el top 10 de los municipios más afectados a nivel nacional, pues la situación amerita determinaciones contundentes y definitivas no solo por parte de las autoridades, sino de la sociedad civil en su conjunto entendiendo que este problema es una situación emergente, de vida o muerte, en la que  estamos inmiscuidos y en donde a todos nos corresponde actuar con responsabilidad, sensatez e inteligencia.

En este contexto, sin duda alguna fue un acierto el haber anunciado hace ya varios días e incluso antes que las autoridades federales que el ciclo escolar vigente habrá de terminarse vía digital en casa por lo que se resguarda así la seguridad y la salud de niños y jóvenes, quienes, en el mejor de los casos, retornarán a la escuela a finales de agosto.

Lo anterior a la par de que seguramente vendrán nuevas medidas aplicables a la movilidad social en nuestro estado una vez que se llegue la fecha (1 de junio) en que el Gobierno Federal determinó acabara la campaña "quédate en casa", hecho que, en sí mismo, se prestó a la generación de falsas expectativas en muchos sentidos para la población en general ante lo errático y contradictorio de la comunicación oficial a través del tiempo en su manejo de la crisis.

Ahora bien, de igual forma resulta imperativo para nuestras autoridades estatales el que se mantenga la estrategia establecida respecto al también muy necesario regreso a la actividad económica de industrias estratégicas que puedan apalancar la urgente reactivación de la economía partiendo de que tal iniciativa va de la mano del compromiso y responsabilidad de las empresas involucradas de proveer la más estricta garantía de seguridad y protocolos sanitarios para la clase trabajadora en todos y cada uno de sus niveles de acción.

Más allá de lo evidente en el sentido de que (industria maquiladora en determinados clusters por citar un ejemplo) la presión de Estados Unidos ha hecho mella en México, en el momento en el que estamos, insisto, sin duda alguna es un acierto establecer la ruta de la reactivación de las cadenas productivas y de suministro que nos entrelazan con nuestro principal socio comercial resguardando así la vigencia de cientos de miles de empleos para los bajacalifornianos.

Dicho lo anterior, de igual manera y con la misma responsabilidad, los ciudadanos debemos hacer lo que nos corresponde para que en la medida de las posibilidades reales de cada quien, hagamos un esfuerzo adicional por no salir de casa evitando al máximo la red de contagios, que, hay que reconocerlo, se ha salido de control por lo que resulta indignante la ignorancia de quien no lo quiere ver o simplemente considere que por su nivel económico o social es inmune al virus.

*El autor es editorialista local/consejero CDEM.

 

Comentarios