No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Columnas PALABRA POR PALABRA

Palabra por palabra

Por Miguel Ángel Lino

Troica También la pude haber escrito con k, troika y –con un curioso acento– hasta en ruso la plasmo, 'troika' ¿Le suena? Mi tocayo, Mijaíl Gorbachov, allá por 1987 instauró la Perestroika, consistente en profundas reformas económicas en la entonces llamada URSS… ¿Y eso qué? Bueno, troica tiene que ver con tres, trío, tri. Y, como en todo nuestro país, hoy no hay nada más importante que el triunfo del Tri sobre el equipo teutón, que además de ser el campeón del mundo es uno de los equipos más aguerridos que mata o se muere en la raya. Me gustó el triunfo de México porque fue inobjetable. Nos salvamos de algún gol, sí; ellos, también. Se rompió la maldición de “jugamos como nunca, perdimos como siempre” y “el ya merito” también fue rebasado. ¡Qué padre se siente ser ganador en tu mero día! Pero, ahora tenemos que poner los pies en la tierra. Corea del Sur –habiendo perdido 1-0 contra Suecia– tendrá su última oportunidad contra nosotros; porque, ni en sueños, Alemania perderá sus dos partidos restantes. Entonces, tal vez Suecia se juegue la vida contra México si los marcadores siguen igual de codos, escasos o parcos. ¿Y la elección para presidente, apá? ¡Imagínese si será importante la victoria de México!, que ya se me estaba olvidando. Y perdóneme si bruscamente lo arranco del idilio futbolero. Nada debe alejarnos de nuestra responsabilidad y obligación para decidir lo más grande que se juega México: Su destino. Pongámonos la verde para votar en favor del progreso, la libertad, la justicia y la seguridad. Ni ciegos optimistas ni necios fatalistas. Los partidos ya no son determinantes; el candidato más votado será presidente. Piénselo bien, ¿con quién se la juega por México? LA PALABRA DE HOY: TROIKA Ya señalé que es más común con “k”, pero que en español también se puede escribir con “c” y, en el diccionario de la RAE también aparece en ruso, 'troika' que se deriva de 'troe' que significa tres. Como si fuera un trabalenguas, en ruso se utiliza para designar un “trineo tirado por tres caballos”, que yo lo parafraseo como “trineo tirado por trío de cuacos”. En el ámbito político soviético, 'troika' es un trio integrado por el presidente de la República, el jefe de gobierno y el secretario general del Partido Comunista. ¡Vaya tremendo triángulo! DE MI LIBRERO: 'LOS ONCE DE LA TRIBU' El escritor Juan Villoro se autodefine como disperso. Condición que yo celebro, porque al menos todo lo que le conozco lo hace bien. Apasionado aficionado al fútbol, el primer libro que le dedicó a este tema fue “Los once de la tribu”. Aunque no todo es para el juego de las patadas, porque también incluyen arte y rock como temáticas alternantes. Pero sin salirme de la cancha en donde juega este artículo, Juan Villoro escribe: “Cuando los héroes numerados saltan a la cancha, lo que está en juego ya no es un deporte. Alineados en el círculo central, los elegidos saludan a la gente. Sólo entonces se comprende la fascinación atávica del fútbol. Son los nuestros. Los once de la tribu.” Así, eufórico viví el triunfo del Tri. El autor es profesor de Redacción Creativa en Cetys Universidad.

Comentarios