No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Tijuana

Son agentes ‘muy perrones’

En las filas de la Policía Municipal están Tantor y Nico, quienes participan en el ‘Operativo Mochila’.

Avatar del

Por Alejandra Pérez

Nico con su manejador, César Urías Morales y Tantor con su manejador, Mario Rojas Luna.(Roberto Delgado)

Nico con su manejador, César Urías Morales y Tantor con su manejador, Mario Rojas Luna. | Roberto Delgado

TIJUANA, B.C.- Tantor y Nico son dos perros que forman parte de la Policía Municipal de Tijuana, entrenados para apoyar en el “Operativo Mochila” para la detección de drogas en las escuelas; son mascotas extraordinarias.

Nico, fue reclutado hace tres años, es un perro que está certificado binacionalmente para detectar cinco tipos de narcóticos.

Con su manejador, César Urías Morales, aprendió a responder diez comandos verbales en francés.

“Conoce mi tono de voz, si otra persona le quiere decir ‘siéntate’ pero se lo dice en otro idioma no va a entender”, dijo Urías Morales.

El vínculo de ambos va más allá de lo laboral, pues viven juntos y patrullan todo el día; tienen un arsenal de anécdotas y la más reciente fue en un entrenamiento.

Incluso cuando nosotros tratamos de interferir o de alguna manera influenciarlos, él tiene una búsqueda de un aroma y nadie lo va a engañar”, comentó.

Nico es un pastor belga malinois que disfruta la compañía, por eso trabajan en el Operativo Mochila, los niños pueden acercarse y acariciarlo sin temor.

Por otro lado está Tantor, con su manejador Mario Rojas Luna, iniciaron a trabajar hace cuatro años.

A principio del año los intentaron separar, pero al ver que ambos se necesitaban, el Director de su área abogó para mantenerlos juntos.

“Él me escogió a mí como compañero de trabajo y a partir de ahí no nos hemos soltado, hemos tenido una relación de amistad, de trabajo y de lealtad”, expresó Rojas.

Tantor, a sus ocho años y medio, y el oficial Rojas fueron segundo lugar en su labor a nivel nacional, el reconocimiento lo recibieron en León, Guanajuato.

Es un integrante más en la familia de Mario, sus hijos comparten el vínculo con Tantor, que por su edad se jubilará en cerca de dos años.

“Es  lo que yo más deseo, que se jubile y que yo pueda decir ‘ya te quedas en mi casa, conmigo’, para mi, lo quiero mucho y él a mí”, apuntó.

Eduardo Goris Tamayo, director de Prevención del Delito y Participación Ciudadana, explicó que para formar parte de la policía, los perros deben cumplir con cualidades de seguimiento; después son entrenados para detección de sustancias nocivas e incluso búsqueda de personas.

En esta nota

Comentarios