Tendencias
Cintilla de tendencias

Covid-19

Homicidios Tijuana

Regularización de autos "chocolate"

Clima Tijuana

Desaparecidos en Tijuana

Migran por 11 países para solicitar asilo humanitario en EU

Los migrantes haitianos enfrentan problemas para instalarse en la ciudad.

Avatar del

Por Khennia Reyes

Cientos de migrantes haitianos han llegado a la ciudad en los últimos días.

Cientos de migrantes haitianos han llegado a la ciudad en los últimos días.

Tijuana, BC.- Un grupo de haitianos migró por 11 países hasta llegar a Tijuana para conseguir el asilo humanitario de Estados Unidos, en donde consideran que vivirán libres de violencia.

“Tal vez sea el sueño de todos viajar y conocer otros lugares, pero para nosotros ha sido una pesadilla.

Nosotros no estamos viajando por gusto, tuvimos que huir”, platicó Dorhne, de 26 años, con el poco español que ha aprendido desde julio del año pasado a la fecha.

Te puede interesar: Migrantes centroamericanas darán a luz a sus hijos en México

Aumenta pobreza e inseguridad

Relató que aunque es experta en soldadura, trabajó como guardia de seguridad de una empresa hasta donde un grupo de hombres armados llevaron a uno de sus familiares y lo asesinaron enfrente de ella. Asimismo, se incrementó la inseguridad y pobreza porque los trabajadores también temían por su vida.

Dorhne dijo que se formó una caravana, pero todos sus familiares se dispersaron para evitar que los atacaran juntos. Ella se quedó con su esposo.

Agregó que al migrar se unieron a una caravana en la cual se hizo de un grupo de seis haitianos, con quienes viajó por Chile, Brasil, Perú, Ecuador, Colombia, Venezuela, Nicaragua, Honduras, El Salvador, Guatemala hasta llegar a México.

Te puede interesar: En Baja California más de 3 mil migrantes solicitaron refugio

Travesía que realizaron caminando, indicó.

Vivió de todo

La haitiana dijo que vivió de todo: lluvia, calor, frío, hambre, cansancio, todos estos males combinados con la desesperación y tristeza.

Recordó que por ratos caminaba descalza para conservar la suela de los tennis. En otros ratos se quitaba los calcetines para no ensuciarlos tanto, hasta que llegó el momento en tuvo que caminar con ellos para no sentir tanto las piedras del camino.

“Tampoco teníamos trabajos, tampoco teníamos casa, dormíamos a fuera en la calle”, expresó Dorhne, quien aseguró que vivió discriminación por su color de piel e idioma.

Te puede interesar: Lleva Bienestar Municipal apoyo a migrantes Haitianos

Campamento improvisado

Lo mismo en México, especialmente en Tapachula, Chiapas, dijo, en donde vivió un mes en un campamento improvisado esperando una visa humanitaria.

Hace 10 días llegó a Tijuana, en donde sufrieron un asalto en la Zona Centro, por lo que tuvieron que refugiarse en un albergue, pues los renteros no confían en ellos para ocupar una casa ni tampoco han encontrado un trabajo.

“Los niños no pueden vivir bien, no pueden comer bien, no pueden dormir bien. Yo todas las noches lloro, todos estamos cansados y no comprendemos porque vivimos todo esto”, dijo Dorhne.

En esta nota

Comentarios