No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Columnas Diálogo Empresarial

Acuerdo Nacional de Infraestructura

Esperemos que con la puesta en marcha del Acuerdo Nacional de Infraestructura se impulse el desarrollo de México y se promueva la generación de empleo.

Por Ana Karina Maldonado

A un año de Gobierno del presidente de la República Andrés Manuel López Obrador, desde el Zócalo de la Ciudad de México, presentó lo realizado en su Gobierno, resaltando su política social en beneficio del que menos tiene y reconociendo que los resultados en economía no son los deseados, aunque aseguró que existe una mejor distribución de la riqueza.

Ante este panorama de no crecimiento económico, vemos como positivo el Acuerdo Nacional de Infraestructura, presentando el 26 de noviembre donde el Gobierno está comprometido con impulsar la inversión privada, siendo esta muy buena oportunidad para que se atiendan muchos rezagos que hay en materia de infraestructura.

En un primer paquete se anunció que se realizarán 147 proyectos  que equivalen a 859,022 millones de pesos, de los cuales  al Estado de Sonora corresponden 1,471 millones de pesos a ejecutarse en los años 2021-2024, realizando obras en el Aeropuerto en Hermosillo, con una inversión de 454 millones de pesos, planta desaladora en Puerto Peñasco con una inversión de 147 millones de pesos y la construcción del bulevar acceso al puerto fronterizo Sonoyta, 870 millones de pesos.

Los empresarios del sector de la construcción, celebramos la decisión del actual Gobierno de promover, fomentar y generar todas las condiciones para la participación de la iniciativa privada en la inversión destinada a infraestructura. Actualmente representa el 80% de la inversión total.

Para potenciar los beneficios de este acuerdo, en la realización de obras se debe incluir la participación  de las mipymes que son el 99% de los constructores organizados del País, con el fin de promover su crecimiento y avance tecnológico.

Con estas acciones esperemos que se dinamice el sector ya que la inversión pública destinada a infraestructura ha ido a la baja, situación que se ve reflejada en el Presupuesto de Egresos de la Federación 2020, el cual presenta una reducción de aproximadamente, a nivel nacional, del 9% en los recursos de inversión en obra pública de las principales dependencias que crean infraestructura.

De acuerdo al Centro de Estudios Económicos del Sector de la Construcción (Ceesco) que pertenece a la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción, en el periodo enero a septiembre de 2019 la contracción  en el Valor de Producción de las Empresas Constructoras a nivel nacional fue de (-) 7.0%  que representó una reducción de 23 mil 65 millones de pesos y en Sonora se registró una caída de (-) 9.3% que significó mil 346 millones de pesos menos en el valor de facturado por las empresas constructoras del Estado con relación al mismo periodo de 2018.

Los indicadores económicos del sector motivaron a declarar esta actividad en etapa recesiva, al haber acumulado más de dos trimestres consecutivos con cifras negativas: El tercer y cuarto trimestres de 2018 la construcción observó una contracción anualizada de -0.6% y -5.4% respectivamente. Mientras que en 2019, el primero, segundo y tercer trimestres mostraron contracciones consecutivas de  -0.2%; -7.1% y -6.9% respectivamente, agudizando aún más la caída del ciclo recesivo de la construcción.

Esperemos que con la puesta en marcha del Acuerdo Nacional de Infraestructura se impulse el desarrollo de México y se promueva la generación de empleo.

Comentarios