Edición México
Suscríbete
Ed. México

El Imparcial / Columnas / Columna Sonora

Entre más fracasos mejor

Cuando evitamos el fracaso y el rechazo eliminamos muchas oportunidades de logro.

Hay una teoría que se basa en lo siguiente, y es el hecho de que a la mayoría de las personas nos aterra mucho el rechazo, el que nos digan que no a lo que proponemos, y muchas veces por culpa de este temor dejamos pasar o escapar muchas oportunidades.

EJEMPLO

Es el caso de una tienda de ropa para varones, donde el vendedor gana en base a comisiones. Un día se encontraba de visita en la tienda el gerente de ventas de la cadena, y a uno de los vendedores le toca atender a un prominente hombre de negocios que llega y hace varias compras, terminando con una muy buena nota de ventas para el empleado que lo atendió.

Este se acerca muy orgulloso con el gerente y le comenta lo que acaba de lograr. El gerente lo felicita y acto seguido le pregunta al vendedor a qué fue lo que le dijo “no” el cliente. El empleado le contesta que se llevó todo lo que quiso, entonces el gerente le hace ver que le faltó preguntarle qué más podía ofrecerle, qué más podía necesitar. Si el cliente no te dijo “no” quiere decir que te conformaste con lo que ya llevaba, y la nota pudiera haber sido más alta.

FÓRMULA

Cuando evitamos el fracaso y el rechazo eliminamos muchas oportunidades de logro. ¿Qué pasaría si en lugar de estar procurando únicamente el “sí” tuviéramos un empeño por procurar los “no”? Pienso que se lograrían muchos más éxitos en lo que emprendamos. Pongamos ahora el caso de una persona que renta copiadoras a empresas. Él ya sabe que de cada 10 que visita cada semana, una es la que le renta una máquina.

El lunes, el primer cliente visitado le renta la copiadora. ¿Qué hace entonces? Prácticamente deja de hacer visitas y se pone hacer otro tipo de labores. Pero si su meta son nueve “no” y un “sí”, entonces le hace falta conseguir los “no”, y por lo tanto sigue visitando, y muy probable llegue otro “sí” en esas visitas.

Entonces, cuando tus metas son tantos fracasos para un éxito, le dejas de tener miedo a aquellos porque estás consciente de que llegarán éstos irremediablemente.

CONCLUSIÓN

La fórmula del éxito es entonces: A mayor número de fracasos, es ídem el éxito a lograr.

Y entre más grande sea el nivel de propuestas rechazadas, mayor será el éxito también. Por eso la importancia de pensar en grande también cuando se trate de fracasos.

Imagínate si la persona que renta copiadoras empieza a visitar empresas que necesiten cinco copiadoras en lugar de una sola… ¡Much better, dijo la italiana!

¡Feliz domingo!

En esta nota