Edición México
Suscríbete
Ed. México

El Imparcial / Columnas / notamigracion

Percepción política

El recuerdo de Gustavo

Sánchez Vásquez

“Las personas olvidarán lo que dijiste, olvidarán lo que hiciste, pero nunca olvidarán la forma en que los hiciste sentir”

Maya Angelou, poeta y activista política

¿Cómo le gustaría ser recordado a Gustavo Sánchez Vásquez? Seguramente, como a cualquier persona, le encantaría ser recordado por sus logros, no por sus fracasos. Le gustaría ser recordado por sus aciertos, no por sus errores.

En unos cuantos meses, el presidente municipal de Mexicali perderá poder. Aquellos que aspiren a su puesto se convertirán en el centro de atención –principalmente los precandidatos de Morena– y, de esta manera, comenzará el ocaso de su administración municipal.

Si yo fuera Gustavo Sánchez Vásquez me gustaría ser recordado como un presidente municipal que sí supo administrar las finanzas públicas, que logró poner en orden una tesorería municipal que llevaba años de cabeza.

Si yo fuera Gustavo Sánchez Vásquez me gustaría ser recordado como un presidente municipal que logró captar una mayor recaudación de impuesto predial, y, con ello, darle oxígeno puro al Ayuntamiento de Mexicali.

Si yo fuera Gustavo Sánchez Vásquez me gustaría ser recordado como un alcalde que gestionó recursos para concluir el Sistema Rápido de Transporte y que no permitió una obra de esta magnitud quedara en el abandono.

Sin embargo, las personas no siempre nos recuerdan como a nosotros nos gustaría ser recordados. Y nadie recordará al actual presidente municipal de Mexicali como él preferiría.

Gustavo Sánchez Vásquez aprobó el aumento a la tarifa del transporte público. En unas cuantas semanas, el camión costará 15 pesos con 50 centavos, convirtiendo así a Mexicali en la ciudad con el transporte urbano más caro de la nación.

En Querétaro el costo por pasaje es de ocho pesos. En Guadalajara es de siete pesos. En Puebla es de seis pesos. En Mexicali será de 15 pesos con 50 centavos. Y vendrán cosas peores, dice la Biblia.

Por si esto fuera poco, el gobierno municipal lleva meses intentando engañarnos diciéndonos que no es un aumento. Argumentando que sólo es un “ajuste tarifario”. ¿Los ciudadanos tenemos cara de idiotas? Aumentan el transporte público, y, además, gastan dinero y esfuerzo en hablarnos de trasbordo, viajes gratis, tarjetas de prepago con dinero. Es decir, básicamente quieren que demos las gracias, quieren pensemos que nos están haciendo un favor. Señor alcalde, gracias por tanta bondad.

El actual presidente municipal de Mexicali no será recordado por poner en orden la tesorería municipal, captar una mayor recaudación de impuesto predial o echar a andar el BRT.

Gustavo Sánchez Vásquez será recordado por aumentar la tarifa del transporte público, del ya ridículo precio de 13 pesos, a la inconcebible cantidad de 15 pesos con 50 centavos. Será recordado por beneficiar a unos cuantos transportistas y perjudicar a los ciudadanos que confiaron en él. Será recordado por quitarle dinero del bolsillo a los mexicalenses que menos dinero tienen.

Si yo fuera Gustavo Sánchez Vásquez… preferiría no ser recordado en absoluto.

El autor es abogado y conductor de televisión.

En esta nota