Edición México
Suscríbete
Ed. México

El Imparcial / Columnas / notamigracion

Mirador

El Señor hizo al girasol, y luego dijo:

–Ahora tendré que hacer a Van Gogh.

El Señor hizo a las golondrinas. Dijo luego:

–Ahora tendré que hacer a Bécquer.

El Señor hizo las tardes de sábado con lluvia. Luego dijo:

–Ahora tendré que hacer a Debussy.

El Señor hizo a los alcatraces. Dijo luego:

–Ahora tendré que hacer a Diego.

El Señor hizo a las tempestades. Luego dijo:

–Ahora tendré que hacer a Beethoven.

El Señor hizo al amor.

Y luego nos hizo, amada, a ti y a mí.

¡Hasta mañana!...

En esta nota