Edición México
Suscríbete
Ed. México

El Imparcial / Columnas / notamigracion

Mirador

La vida enseña muchas cosas

No hay en la vida una mejor maestra que la vida.

De ella he aprendido muchas cosas, pero a lo largo de la vida las he olvidado todas.

Y no me duele tal olvido, pues así puedo incurrir en más errores a fin de recibir más enseñanzas.

Una cosa sí sé con certidumbre: jamás un padre deja de ser padre. Aunque se vayan de la casa nuestros hijos siguen siendo nuestros hijos, y nos preocupan igual que cuando los llevábamos en brazos.

Quizá nunca dejamos de llevarlos en los brazos, y ciertamente jamás dejamos de llevarlos en el corazón.

He imaginado un letrero para ponerlo en todos los papás. Diría así ese letrero:

"Papá. Artículo para niños de 0 a 60 años".

¡Hasta mañana!...

En esta nota