Tendencias
Cintilla de tendencias

Sacerdotes jesuitas

Layda Sansores

Jesús Ernesto

MasterChef Celebrity

Se viraliza hilo de caníbales mexicanos que incluye ex políticos y un prófugo

Hilo de casos de caníbales mexicanos sacude redes al mostrar ex políticos, ex policías y un prófugo; uno se comió a su amigo, otros a sus parejas.

Avatar del

Por Redacción/GH

Hilo de caníbales mexicanos sacude las redes.(Especial)

Hilo de caníbales mexicanos sacude las redes. | Especial

CIUDAD DE MÉXICO.- Recientemente se viralizó en Twitter un hilo hecho por el usuario @magnoliophytae que recopila casos mediáticos de caníbales mexicanos entre los que se incluyen ex políticos. 

El tuitero menciona que su idea de recopilarlos surgió luego del caso de un supuesto club caníbal del que publicaciones y grupos circulaban en Faceboook y que fue denunciado ante la Fiscalía de Tamaulipas pues pedían "mujeres tristes como voluntarias", y del que puedes leer más a detalle en nuestra nota de EL IMPARCIAL.

Algunas imágenes del supuesto club caníbal de Nuevo Laredo que circulan en Facebook. | Especial

El usuario señaló que incluso no le parecía descabellado pensar que de que existiera este tipo de prácticas, podría haber redes de personas secuestran a otras para ser utilizadas con esos fines, sin embargo, más tarde se centró en casos puntuales de caníbales que han sido reportados por la prensa en México.

Se viraliza hilo de caníbales mexicanos que incluye ex políticos

Entre el hilo caníbales se incluyen ex políticos y un prófugo, ya que está el caso del llamado "caníbal de Chihuahua", Gilberto Ortega, ex policía y militante del PAN al que se le imputó la muerte de un para de niños, de 11 y 13 años, a uno de ellos lo desmembró amarrándole las manos a un árbol y los pies a la camioneta, mientras que al otro menor le disparó y abandonó en una zona despoblada.

En su detención no mostró signos de arrepentimiento e incluso dijo haberlo disfrutado. Su caso tomó fama luego de su detención durante los 90, con el auge de la ola de feminicidios en Chihuahua, por el que llamaron "las muertas de Juárez".

Ortega confesó haber matado a 21 niños más y haberlos comido. En 2021 se le imputó un feminicidio, que cometió 2 años antes de la muerte de los menores por los que fue condenado a 50 años de cárcel en un penal de Morelos.

El Feminicida de Atizapán, apodo que se le dio a Andrés Filomeno Mendoza, también tuvo un cargo público con el PAN como presidente del Consejo de Participación Ciudadana del Gobierno, además de desempeñarse como carnicero, lo que facilitó tener herramientas para desmembrar a sus víctimas, que según dijo, fueron más de 30.

El Feminicida de Atizapán confesó haber comido cuerpos por 20 años. | Archivo GH

Te puede interesar: Feminicida de Atizapán: Comió cuerpos por 20 años, las macabras confesiones de Andrés "N"

 
Las macabras confesiones de Andrés "N" Feminicida de Atizapán

Luego de esto procedía a comerse varias de ellas y quedarse con pertenencias como labiales, bolsas, u otras cosas que coleccionaba como trofeos, cada uno de sus atroces actos los apuntaba en una especie de diario y fue descubierto hasta que una de sus víctimas fue la esposa de un policía, reportada como desaparecida.

Hilo de caníbales también incluye policías y prófugos

En el hilo otro ex policía del que sospecho canibalismo es José de Jesús López Bautista conmocionando al Estado de México, pues parecía un esposo y padre de familia "normal".

Pero en uno de los arranques de ira que solía tener mató a su pareja y dos hijas, con quienes fue visto por última vez el fin de año 2017, y fue el 6 de enero, cuando su cuñada al buscar a sus familiares, decidió abrir con fuerzas policiales su casa y descubrieron los cadáveres en su cama.

Si bien no se confirmó que haya consumido a su familia, se especuló que lo hizo debido a que seccionó los cuerpos de su familia. Al ser condenado a cadena perpetua aseguró haber cometido los actos después de asistir a un retiro espiritual, además de decir que no recuerda nada de lo que hizo.

Se comió a su amigo

Conocido como el caníbal de Playa de Carmen, Gumaro de Dios Arias, sufrió violencia y abuso sexual de pequeño, se enlistó en el Ejército al cumplir 18 años, pero desertó por haber apuñalado a sus superiores. Se le diagnosticó esquizofrenia y problemas de ira y en el 2000 fue llevado a la cárcel por abusar de su sobrino, pero 2 años después quedó libre.

Al salir de prisión se mudó de Tabasco a Quintana Roo, donde asesinó a machetazos a una persona y huyó a Petén, Guatemala, donde conoció a Raúl González, otro desertor del EJército con el que entabló una amistad y en el futuro se convirtió en su pareja sentimental.

Juntos operaron una red de servicios sexuales a turistas con la que ilegalmente obtenían ingresos. En 2004 se pelearon por temas de dinero y Gumaro golpeó y ahorcó a Raúl; ya muerto lo descuartizó y preparó un caldo con sus vísceras, asó su corazón, costillas y riñón en una parrilla.

También hizo filetes y sus vecinos descubrieron restos del cadáver por los que notificaron a las autoridades, que lo recluyeron y mandaron a una prisión en Playa del Carmen, allí confesó no haberse arrepentido de nada e incluso dijo que la carne humana sabía a "barbacoa de borrego".

De 2004 a 2012 estuvo preso y murió a causa de VIH, que le fue detectado en 2008 durante la tercera fase de infección.

 

Caníbal prófugo


César Gómez fue bautizado como el Caníbal de Taxco, aunque más bien su plan era deshacerse de los restos de su esposa al servirlos en un pozole en la fonda de su familia. Cuando asesinó a su pareja frente a sus hijos, fue ayudado por su madre llamada Silvia Arciniega pero descubrireron todo luego del reporte de un cuerpo desmembrado.

En la fonda hallaron una olla de peltre sobre una estufa, el cual contenía las extremidades superiores e inferiores del cuerpo; en el interior de un refrigerador se encontró el tronco del cuerpo y cráneo semicongelado. Su mamá fue condenada a 40 años de cárcel, pero él sigue prófugo desde 2018.

Monstruos de Ecatepec 

Juan Carlos y Patricia fueron nombrados como Monstruos de Ecatepec luego de que como pareja secuestraran bajo engaños a decenas de mujeres, con excusas como "muestras de productos", pero al final las asesinaban y su carne la preparaba en tamales y otros platillos y los huesos y otros restos los vendía a practicantes de cultos.

Juan Carlos declaró que odiaba a las mujeres y disfrutaba hacer eso, además de que si por el fuera lo haría con todas.  De igual forma aseguró que utilizó corazones de las víctimas como ofrenda a la Santa Muerte.

Al analizar sus conductas, especilistas concluyeron que ambos habían sufrido abusos sexuales a corta edad. Juan Carlos también sufrió golpes en la cabeza y abusaba del consumo de drogas.

El caníbal de la Guerrero

El caníbal de la Guerrero es el alias que le pusieron a José Luis Calva Zepeda, un hombre que utilizaba la poesía para seducir a sus víctimas. 

Su caso es quizás uno de los más sonados en el País, y se popularizó en 2007 luego de que la familia de su última novia denunciara su desaparición. Catearon la casa y encontraron los restos de la joven.

 Encontraron partes de ella en su closet y refrigerador, en la estufa había brazo recién frito y que habría intentado sazonar.

Caníbal de Tuxtla

En este caso, Jimmy Virgilio, de 33 años, el Caníbal de Tuxtla, tenía la denuncia por violencia doméstica en contra de su novia Wendy, de 19 años, en 2011 pero fue desestimada por ser "poco relevante".

Se descubrió que el Caníbal de Tuxtla grabó todo en video y fue detenido en 2019, pero quedó en libertad por un amparo. Esto molestó a la comunidad que se levantó en protesta exigiendo su recaptura, por lo que luego fue condenado a 50 años de cárcel.

En esta nota

Comentarios