No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Mexicali Profepa inició una demanda penal en contra de los dueños de un tigre, quienes no mostraron documentación y les impidieron realizar una revisión

Van por cateo en casa de SLRC por un tigre

Avatar del

Por Saul D.Martinez

Van por cateo en casa de SLRC por un tigre

Van por cateo en casa de SLRC por un tigre

Luego de que el pasado 9 de enero un tigre atacó a un perro en un domicilio de San Luis Río Colorado, Sonora, la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) intentó llevar a cabo una diligencia para revisar la documentación del animal, pero hasta hoy, los dueños les han impedido realizarla.



Ante esta negativa, la Profepa ya interpuso una denuncia penal en contra de los dueños y esperan una orden de cateo para revisar las condiciones en que mantienen al animal y la documentación que les permite hacerlo de manera legal.



El proceso se remonta al pasado 9 de enero, cuando se reportó que un tigre había salido de su jaula y había arrancado una pata a un perro en el domicilio de los propietarios, ubicado en la avenida Flores, entre las calles 34 y 35, de la colonia Reforma, lo que derivó en atención de la Profepa.



En su momento, Daniel De la Paz Walker, director de Salud Pública Municipal y coordinador de Control Animal en San Luís Río Colorado, informó que el pasado viernes acudió personal jurídico y médico del Ayuntamiento para revisar la documentación para la tenencia del animal, pero solo contaban con un documento de compra venta.



El tigre identificado como “Porfirio”, o “Prince”, sigue en el domicilio de los propietarios, quienes hoy enfrentan una demanda penal federal por impedir que Profepa lleve a cabo la diligencia de verificación de la legal procedencia del ejemplar.



A esta demanda, que radica en la delegación estatal de la Procuraduría General de la República (PGR) en Sonora, se suman los cargos de abuso de confianza, pues se presume que “Porfirio” es un ejemplar asegurado desde el 2015, y dejado en depositaría a un particular, pero luego ya no fue localizado.



Se espera que un juez obsequie una orden de cateo para que el Ministerio Público Federal acceda al domicilio y verifique las condiciones de manejo, cuidado y manutención del ejemplar.



La dependencia federal informó que toda persona que posea un ejemplar de la vida silvestre, no sólo está obligada a demostrar su legal procedencia, sino también a demostrar que cuenta con las condiciones para garantizar el trato digno y respetuoso de los animales bajo su cuidado y posesión.



Además de esto, debe cumplir con requisitos de ley, como lo son un registro ante la SEMARNAT y un plan de manejo aprobado por la autoridad.
En esta nota
  • Tigre San Luis Río Colorado

Comentarios