No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Columnas

'Vario pinto'

Me he apropiado en este envío del título de un libro del poeta mexicalense Jorge Ortega. ¿En dónde te encuentras hoy Jorge? Tiempos que se fueron. Enorme impulso a la literatura, a las artes visuales, la frecuente publicación de libros de escritores locales, exposiciones continuas en el Centro de Las Artes, la galería de la Ciudad, la Sala Universitaria, que por cierto hoy lleva mi nombre y de lo que me siento plenamente orgulloso.

Por Ruben García Benavides

Me he apropiado en este envío del título de un libro del poeta mexicalense Jorge Ortega. ¿En dónde te encuentras hoy Jorge? Tiempos que se fueron. Enorme impulso a la literatura, a las artes visuales, la frecuente publicación de libros de escritores locales, exposiciones continuas en el Centro de Las Artes, la galería de la Ciudad, la Sala Universitaria, que por cierto hoy lleva mi nombre y de lo que me siento plenamente orgulloso.

Me enteré por un comentario casual, espero que no sea verdad, que al gobierno de Jaime Bonilla, que es lo mismo que López Obrador y su 4T, le recortaron el presupuesto al CEART, o quizás a los cinco CEARTS de Estado. No es de extrañar dado el impulso de Obrador a proteger a los pobres de México (lo que me parece muy bien). De este asunto el mejor enterado debe ser Pedro Ochoa, Secretario de Cultura del Estado o, incluso Sergio Rommel, actual director del CEART de Mexicali. Por cierto, debo preguntar al propio Rommel o a Pedro Ochoa si es verdad o no este “chisme”; espero que sea solo un comentario sin fundamento.

El grupo de artistas visuales que hemos impulsado todos estos centros de cultura, ¿cómo cree usted que nos sentiríamos si esto fuera malas a nuevas? Creadores de Mexicali desde la creación de la primera Escuela de Artes Plásticas, en 1955, y posteriormente artistas plásticos de Tijuana se sumaron a este impulso, engrandeciendo el crecimiento, el desarrollo en cultura de esta frontera norte. A ello se sumó a la vez la Universidad Autónoma de Baja California y de forma trascendente la creación del CECUT en Tijuana en el gobierno de José López Portillo.

Total, en los finales gobiernos del siglo XX y parte de este 2001 Baja California se convirtió culturalmente, por sus organismos y logros de sus instituciones, en una especie de icono, de ejemplo a nivel nacional en referencia a la promoción cultural. En la actualidad y aun con la pandemia, el CECUT ha convocado a todos los artistas visuales del mundo a un concurso internacional, cuyo premio principal será de un millón de pesos y jugosas menciones honoríficas. Este acontecimiento se

da aun con el actual problema en México del coronavirus y en el gobierno de Andrés López Obrador. Debemos saber que el CECUT ejerce con recursos prioritariamente federales, lo que habla bien de los organismos de cultura actuales de la 4T. Por lo mismo, resultaría absurdo que a los cinco CEARTS se les recortara el presupuesto. Debo reiterar mi duda al respecto.

Referirme al poeta Jorge Ortega obliga sin duda a mencionar a Gabriel Trujillo Muñoz, uno de los escritores más prolíficos y nacido en Mexicali. Novela policiaca y de ciencia ficción, poesía, historiador apasionado del desarrollo de la cultura en BC, y en particular en Mexicali (Más de 300 de sus obras he tenido el privilegio de que Gabriel me obsequiara.)

Pero existen en esta entidad varios escritores poetas de alta calidad, imposible mencionarlos a todos; se incluyen mujeres. Me acuerdo en este momento de los hermanos Divella, José Manuel, Tomás y me parece José Antonio, no estoy seguro del nombre de este último. Tomás, con absoluto esmero y profesionalismo, me hizo el favor de revisar mi única novela: “Cortando el viento”. Gabriel logró la publicación de dos importantes libros sobre mi obra plástica, a través de la editorial de la UABC. En general esta es la verdadera cultura que Morena debe impulsar con el futuro gobierno de Marina del Pilar y Norma Bustamante, dejarse de pintar viejos callejones de la chinesca y conceder prioridad a una alta calidad de los creadores locales. Por ejemplo: en este momento se expone en la Casa de la Cultura una extraordinaria obra de Marco Miranda. Un creador abstracto expresionista comparable a lo más importante del abstraccionismo mundial; así de simple.

Urge sin duda que los funcionarios en el gobierno de Morena se alejen de ocurrencias demostrando su ignorancia en el tema. Eso es todo.

  

*- El autor es artista plástico.

Comentarios