Tendencias
Cintilla de tendencias

COVID-19

Accidente Automovilístico

Cobertón Navideño

Cruz Roja Mexicana

Fotografía

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Transitar y Trascender

Me refiero en esta ocasión al gobierno estatal que entra en funciones el próximo lunes 1 de noviembre, pero también al que empezó hace ya tres semanas aquí en Mexicali con la presidencia municipal.

Por Salvador Maese Barraza

Me refiero en esta ocasión al gobierno estatal que entra en funciones el próximo lunes 1 de noviembre, pero también al que empezó hace ya tres semanas aquí en Mexicali con la presidencia municipal.

Por transitar me refiero a que las cosas sean y hayan sido transparentes en entrega y recepción entre la alcaldesa anterior en la ciudad capital, pero también entre el gobernador saliente y quien asumirá el cargo como mandataria estatal. Transición que no debió ni debe durar pocas semanas o unos cuantos meses, por eso el señalamiento de trascender. Trascendencia que pido y confió que así sea con la labor de tres años de Norma Alicia Bustamante como presidenta municipal de mi querida ciudad, apoyada y coordinadamente trabajando con los quince regidores que forman parte del Ayuntamiento; misma efectividad que espero de Marina del Pilar Ávila en los seis años que tendrá su mandato como gobernadora.

Una vez dicho eso, quiero decir que lo señalado por la presidenta municipal en su toma de posición el pasado 1 de octubre, me agrada porque se centra en 4 puntos y un gran principio. Las directrices son seguridad (y paz), bienestar, crecimiento y gobernar con servicio. Puntos todos ellos que son esenciales en un buen gobierno y los que además pedimos todos los ciudadanos. Queremos un Mexicali en donde vivamos, transitemos y nos arraiguemos con seguridad, no sólo física o personal, también familiar, empresarial y patrimonial. Si pudiera traducir esto en dos palabras serían “no impunidad”, o “no impunidad” o en tres palabras que son “estado de derecho”.

El segundo elemento es bienestar, que va de la mano con el tercero que es crecimiento (desarrollo sería un mejor concepto). Uno no puede ir ajeno del otro. Desarrollo tras consigo crecimiento y si se aplican bien las decisiones de gobierno y políticas públicas, deben conducir al bienestar. Un bienestar para todos, no sólo para los afines al partido en el gobierno, es decir, para todos los cachanillas, no importando su edad, ni su género ni la actividad que realicemos.

El cuarto factor señalado por la actual presidenta municipal es gobernar con servicio. Me agrada esto porque servir es la función de los funcionarios a los que elegimos los ciudadanos. Servir con eficiencia y calidad, sin distingo ni preferencias, servir y no tener el puesto para servirse, es lo que también queremos ver en esta ciudad.

Pero así como son válidos y pertinentes los cuatro puntos mencionados por la alcaldesa de mi ciudad, también lo son para el resto de Baja California. Por ello tengo esperanza en que la gobernadora Marina del Pilar sabrá adecuarlos y llevarlos a cabo en el diario ejercicio de su gobierno. Aquí la cooperación estrecha entre nuestro municipio y el Estado.

Como lo he dicho varias veces en este espacio, tenemos que participar los ciudadanos en lo individual o conjuntamente como son los organismos empresariales y los organismos de la sociedad civil. El gobernar significa cuidar, conducir, no sólo mandar ni querer manipular. Por eso todos tenemos que ser vigilantes, pero también actores para fortalecer el bienestar, la seguridad y el desarrollo.

* El autor es Consejero y Consejero Nacional de Inde

Comentarios