Tendencias
Cintilla de tendencias

COVID-19

Delincuencia en Mexicali

Caravana Migrante

Puente Pando

STPS

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Misión cumplida

Este día sábado 31 de Julio, terminó su gestión la XXIII Legislatura del Congreso de Baja California.

Por Anita B. de Ochoa

Este día sábado 31 de Julio, terminó su gestión la XXIII Legislatura del Congreso de Baja California. Un Congreso que según evaluación realizada por Ciudadanos por Municipios transparentes (CIMPRA), se ubicó en el lugar 20 de las 32 entidades, resultando con una calificación reprobatoria y de los peores evaluados.

Los ciudadanos también nos dimos cuenta del proceder de la mayoría de estos diputados, algunos pasando sin pena ni gloria, pero eso sí, cobrando como los mejores, y otros, en contra total de la ciudadanía a la que dijeron representar, pero que en el transcurso de los tres años., demostraron dedicarse a ser lacayos y servir de tapete al gobernador Bonilla quien los manejó a su antojo y a su conveniencia. Me refiero especialmente a los diputados de Morena, que serán recordados como ineptos y traidores al juramento hecho de servir a la comunidad que representaron.

Esta situación tan desafortunada, hizo que a pesar de ello y con todo en contra, la Diputada con mayúscula Eva María Vázquez Hernández, representante del PAN, llevara a cabo una labor extraordinaria, siempre dispuesta a escuchar a todos, a defender ante todo y contra todos los valores fundamentales propios y del partido que representó, como es el valor de la vida y de la familia natural. Si alguien ha sido valiente, congruente y leal, es ella Eva María, quien no se dejó amedrentar por los ataques que sufrió como persona, burlas y hasta amenazas para su familia.

Cuando una persona tiene una responsabilidad tan grande en la vida y de tanta trascendencia para la sociedad, una de las cosas que no pueden faltar es la congruencia. Al no haberla, fácilmente el dinero, el poder, la soberbia, se apoderan de ella, traicionándose a sí misma, a su familia y a la sociedad que representa. De esta manera, la oportunidad de servir, de trascender y realizarse en ese cargo para el bien común desaparecen, convirtiéndose en oportunistas, deshonestos, serviles al mejor postor, fáciles de manipular y vender su dignidad. Por desgracia estamos llenos de este tipo de autoridades que solo buscan su conveniencia, razón por la cual nuestra Patria se encuentra en situación tan adversa.

Dicen y es cierto, que el poder enferma, sobre todo a quienes creen que el hecho de tener un cargo público los provee de facto de sabiduría e inteligencia. Nada más falso. Por eso hay que estar fuertes espiritualmente, y tener humildad para reconocer que tan solo es una enorme oportunidad de aprender para servir a la sociedad, trabajando con pasión por todos sus representados.

Esto lo entendió desde el primer día nuestra gran amiga y excelente mujer la Diputada Eva María, quien al final de éstos tres años, debe sentirse muy contenta y orgullosa del deber cumplido, algo que no todos los que hoy dejan el cargo sienten, y que no se compra porque no tiene precio: la satisfacción de haber dado lo mejor de sí misma a su comunidad.

¡Felicidades Diputada ¡Eres un ejemplo para muchas generaciones! Dios pague y bendiga tu excelente trabajo. Te deseamos éxito en tus próximos proyectos. Cuenta siempre con nosotros.

¡Mujer mexicana forja tu Patria¡

* La autora es consejera familiar.

Comentarios