Tendencias
Cintilla de tendencias

COVID-19

Delincuencia en Mexicali

Caravana Migrante

Puente Pando

STPS

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Hagamos algo por México

Está ya visto y comprobado que el actual presidente López Obrador nos está llevando cada día a la destrucción de nuestro país.

Por Anita B. de Ochoa

Está ya visto y comprobado que el actual presidente López Obrador nos está llevando cada día a la destrucción de nuestro país. Las que fueron sus banderas para ganar la presidencia, “Primero los pobres” y “Cero corrupción e impunidad” han sido una burla, una tomada de pelo.

Pero además no ha gobernado; porque salir todos los días en la televisión a costa de nuestros impuestos ($13,000 pesos por minuto), a decir infinidad de mentiras, justificar sus malas decisiones echando la culpa al pasado, dividir a los mexicanos sembrando resentimientos y odio, no es gobernar. La inestabilidad social, económica, sanitaria, de seguridad, que estamos sufriendo, no la habíamos vivido en décadas. Cada día que pasa, se suman ataques a las instituciones, las libertades, la justicia, y nos encamina, a un régimen dictatorial que nadie imagina ni en sus peores pesadillas.

Así, la “Esperanza de México” se ha convertido en desesperanza, caos y angustia. Ante esta realidad ¿Qué podemos hacer?

Ante todo, unirnos. López nos quiere desunidos, sabe que la unión hace la fuerza. ¿Pero a quién? Existe un movimiento ciudadano: FRENA, que desde hace tiempo está trabajando, uniendo mexicanos, haciéndoles conciencia de que, si permanecemos apáticos o indiferentes, López va a lograr su objetivo: Hacer de México un país comunista, compromiso que está firmado con el Foro de Sao Paulo.

Esto es real. Podemos percatarnos como López trabaja para implementar el chavismo en nuestro país, repite exactamente lo mismo que hizo Hugo Chávez en Venezuela, mismas estrategias, mismos discursos, mismas palabras. Solo que avanza con mayor rapidez. Y los pobres que prometió y pregona defender, hoy son los más afectados, al haber cancelado el Seguro Popular, retirado medicamentos para enfermedades catastróficas en el sistema de salud, afectando empleos para los pobres con su política de nulo apoyo a pequeñas empresas, cerrando albergues para mujeres maltratadas, guarderías, etc.

Hoy los mexicanos tenemos la oportunidad de revocarle el mandato a López, en marzo de 2022. Este ejercicio democrático está basado en el Art.35 Constitucional y en el Art. 4º. Transitorio, publicado en el Diario Oficial de la Federación en diciembre 20 de 2019, avalado por 17 Congresos Estatales, Cámaras de Diputados y Senadores. Esto se llama constitucionalmente “Disposición expresa”. Para llevarse a cabo, implica registrar tres millones de firmas antes del mes de diciembre. Con estas firmas se genera una base de datos que es descargada en una plataforma o formato del INE.

Este movimiento ciudadano está creciendo con una mayor participación de jóvenes que con este gobierno ven truncados sus sueños.

Ciertamente Chávez en Venezuela y Correa en Ecuador llevaron a cabo la revocación, pero antes, controlaron al Instituto Electoral que obvio los hizo ganar. Aquí tenemos esa ventaja, el INE en México, todavía es autónomo, López no lo ha podido destruir.

Compatriotas tenemos tarea: Lograr los tres millones de firmas, algo muy fácil: Entrar a la página FRENA, llenar los datos que te piden y se encuentran en tu INE, e invitar a otros a firmar.

Llegó la hora: Defendamos valores no negociables como la libertad y la justicia, superemos el miedo y la apatía. Actuemos reflexionando con el corazón, que tipo de país queremos para nuestros hijos y futuras generaciones.

* La autora es consejera familiar.

Comentarios