Tendencias
Cintilla de tendencias

COVID-19

Buen Fin

Vacuna contra el Covid-19

Ayuntamiento de Mexicali

Contaminación Mexicali

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

‘Hablaré del neoliberalismo

Un día anterior a la visita del presidente Andrés Manuel López Obrador a la reunión de la ONU en Washington.

Por Ruben García Benavides

Un día anterior a la visita del presidente Andrés Manuel López Obrador a la reunión de la ONU en Washington, un periodista le preguntó en una de sus mañanera en México: ¿De qué va a hablar en esta reunión que se realizará en Estados Unidos y en la que usted al ´presidir el encuentro, será un invitado principal?

“Del neoliberalismo”, -- contestó el mandatario mexicano. -Al decir estas palabras Obrador, se alejó del entrevistador con un aire de poder; de dominio de sí mismo; como diciendo: Preguntitas a mí…

En efecto: cuando López Obrador tomó asiento en el presidio de la ONU dijo un discurso argumentando una serie de razones en tono directo de crítica contra el capitalismo salvaje. - Lo de Salvaje es mío: - Si las carencias de los países pobres pudieran disponer de un 4% de la riqueza mundial, se terminaría con la pobreza en el mundo. Este organismo, debería además ordenar o legislar respecto de los paraísos fiscales. Esta idea de Obrador, expresada en la sede de las Naciones Unidas, abona en gran medida en lo justo de sus razones. Su propuesta de que la ONU, para algo debiera servir al instrumentar, diseñar, o que se yo, convertir en ley a fin de que, los grandes capitales aporten un 4% de sus ganancias y que estos recursos enormes se destinen a resolver la pobreza de los pueblos más atrasados. La propuesta no tiene pierde. En este momento de su discurso el mandatario mexicano se mostró muy seguro, convencido de que sus palabras, no tienen desperdicio. El tono fundamental de su ideología es, en síntesis: ataquemos el capitalismo salvaje. Vayamos duro contra la riqueza de unos cuantos y seamos así, constructores de un nuevo mundo; más justo; más equitativo. Lancémonos contra la prosperidad de Dakar, Dubai. Nueva York, la ciudad de México, que representan una muestra obvia del despilfarro de los poderosos. -Claro que Obrador no lo dijo así, pero este pensamiento predomina en él. Es posible que nuestro mandatario nos quiera regresar a tomar como ejemplo la ciudad de la Habana, que hoy da tristeza el rezago de su crecimiento y su modernidad capitalista que a Obrador le molesta.

Estas últimas palabras pudieran ser las propias ideas de Obrador que sin expresarlo así en sus discurso de la ONU, lo hace de manifiesto en sus mañaneras. Y dijo además algo que se podrá afirmar representan la copia de su forma de gobernar en México: Distribuyamos este 4% entre los países más vulnerables, - sin duda los de Centro América y el Caribe, - reitero, y terminemos con la pobreza, pero; llevemos este recurso directamente a las familias más necesitadas, sin intermediarios, ya que estos, vía corrupción se apoderan de la mayor parte.

¿Te imaginas, paciente lector, ahora todo Centroamérica y el Caribe disfrutando “panza arriba” en la azotea de sus viviendas la llegada mensual de su limosna. Como si miles de mentes que realmente pensamos, creyéramos de verdad, que el camino es mantener a la población de estos pueblos con el dinero de los ricos, y que a eso debemos aspirar a fin de estar felices; de vivir contentos, como muchos mexicanos de la tercera edad hoy viven contentos: “El pueblo es feliz” dice Andrés Manuel, nuestro presidente.

*- El autor es Profesor Emérito, UABC, por la Facultad de Arquitectura. Creador Emérito, ICBC. Artista plástico.

Comentarios