Columnas REFLEXIÓN UNIVERSITARIA

Contrapesos y frente opositor

Después del tsunami electoral vivido en el 2018 por parte de Morena y López Obrador, la oposición se apresta a construir una gran alianza entre todos los partidos políticos, para hacer frente a la ola de AMLO.

Por Gonzalo Llamas Bañuelos

Después del tsunami electoral vivido en el 2018 por parte de Morena y López Obrador, la oposición se apresta a construir una gran alianza entre todos los partidos políticos, para hacer frente a la ola de AMLO. El objetivo es restarle poder al partido hegemónico y ser contrapesos en las decisiones que tome el ejecutivo. Al parecer todos los partidos estarían de acuerdo en establecer un “frente común” para competir en las elecciones intermedias para renovar las diputaciones federales y 13 gubernaturas. Desde ahora se organizan para señalar los grandes yerros del actual gobierno, quien ha minimizado el crecimiento económico al presentar una cara optimista que la mayoría de los mexicanos no acepta, salvo las poblaciones menos favorecidas del país que están recibiendo apoyos que los comprometen a refrendar su lealtad a Morena que les está regalando dinero producido por toda la sociedad.
Morena el partido en el poder ha puesto de manifiesto las grandes divisiones que se están y estarán librando una vez que se lance la convocatoria para designar candidatos a las diputaciones. Será, sin duda, una cena de negros, un enfrentamiento de “tribus”, en un partido conformado por muchos desertores de distintos partidos políticos que hoy pretenden conservar sus privilegios en otra trinchera. Difícil tarea tendrá que sortear el próximo presidente nacional de Morena ya que la 4ta transformación ha dejado mucho que desear e incumplido hasta ahora con lo prometido. A pesar de ello, el Presidente de la República consideró a sus opositores de la “derecha” “moralmente derrotados”, AMLO se ha caracterizado por sus ocurrencias como “abrazos no balazos”, “guacala y fuchi” para exhortar a narcotraficantes y sicarios que todos los días asesinan a personas de la sociedad civil, sin ninguna razón aparente, para que depongan sus actividades delictivas.
Se dice que, al parecer ya existen acercamientos de parte de las cúpulas nacionales de los partidos con el propósito de conformar un “frente opositor” para crear contrapesos en el ejercicio de gobierno, ya que consideran que López Obrador ha concentrado demasiado poder y quieren evitar una “dictadura” con poder absolutista, tal y como ocurría en tiempos del PRI, cuyo régimen en su momento fue catalogado como “la dictadura perfecta”. Sin duda que todavía quedan reminiscencias de ese estilo en la mente de muchos políticos que intentan rescatar del “arcón de los recuerdos” esta forma de gobernar que contrasta con un verdadero régimen democrático.
No obstante lo anterior, la iniciativa privada ha declarado su intención de participar en la próxima contienda electoral con cuadros y liderazgos capaces de cautivar a los electores y convencerlos de que existen otras opciones que le den mayor certeza a los resultados esperados de bienestar y justicia social. Esta incursión no es nueva hay que recordar a Manuel Clouthier “Maquio” que contendió por la presidencia de la república en 1988 y quien, sin proponérselo, contribuyó enormemente a la apertura democrática en aquella época y que hoy en día da la impresión que se cierra ante la intentona de un poder absolutista que seduce a cualquier gobernante en donde no existe la división de poderes. Hoy disfrutamos de una apertura democrática que se intentan cerrar, a pesar de que existen testaferros como Manuel Bartlett, autor de la famosa “caída del sistema”, quien fue un obstáculo para la democracia.
Hoy el escenario está puesto para que todos los partidos, incluyendo los empresarios, puedan conformar un “frente opositor” para evitar que el país se siga degradando por la falta de crecimiento económico, inseguridad, impunidad, pobreza, desigualdad y marginación, que a pesar de la transición seguimos padeciendo en nuestro país.


*El autor es economista egresado de la UABC

 

Comentarios