No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Columnas Tecleado

Tecleado

Por Cosme Collignon

Proceso cuestionado El partido Morena, que dicen no es partido en un movimiento, realizó durante la semana pasada una encuesta, que no conozco, que no vi, que nunca supe a quienes encuestaron, pero que dieron resultados sorpresivos para algunos contrincantes. No cabe duda que todas las encuestas que realizará Morena o Andrés Manuel López Obrador estará a modo, es decir, saldrán a favor de quien manda hacer la encuesta, aunque, para el presidente López Obrador le costará trabajo librar la encuesta que hará este fin de semana para la aprobación de la construcción de la termoeléctrica de Huexca en Morelos, debido al asesinato de Samir Flores Soberanes, líder opositor a la construcción de la termoeléctrica y al gasoducto de Amilcingo. Tal vez en Tlaxcala y Puebla, la encuesta le ayude a lograr sus proyectos, en Morelos la sombra del líder Flores Soberanes le podría empañar un poco. Retomando lo que se vivió en Baja California a raíz de la encuesta es un cúmulo de inconformidades, principalmente por integrantes de Morena que sienten se violaron los derechos y que estaba amañada la encuesta. Se dice que Jaime Cleofas Martínez Veloz, ex aspirante la candidatura a presidente municipal de Tijuana anda muy ardido por el gane de Arturo González Cruz a ser candidato. Pero remontémonos unos meses atrás, a Martínez Veloz se la jugaron en dos ocasiones: la primera, cuando pretendía ser candidato a la gubernatura de dos años y que por “acuerdo”, los suspirantes acataron la orden central de dirimir para que el Super Delegado, Jaime Bonilla Valdez fuera el candidato, según Leonel Godoy, porque iba arriba en las encuestas. La verdad se supo semanas antes cuando vino a Tijuana el presidente López Obrador y un reportero difundió el contenido de una conversación entre Bonilla y López Obrador en la que le decía que iba a ser el candidato a la gubernatura, aun cuando la quería de 5 años. Actuó el dedo Moreno, fue entonces cuando le bajaron las aspiraciones a Martínez Veloz; de consolación le dijeron que se inscribiera para buscan la presidencia municipal de Tijuana, lo hizo y algunos que querían ser gobernadores se fueron por la alcaldía, entre ellos Arturo González Cruz. Durante semanas, Jaime Cleofas presumía encuestas en las que lo ponían como el de mayor porcentaje, pero vino la encuesta morena y caput, que no lo conocían tanto como a González Cruz. Resultado, se fue a la Ciudad de México a inconformarse, posiblemente le den la candidatura a la gubernatura por el PRD o por MC. En Mexicali las cosas no fueron diferentes, sobre todo en los aspirantes a un distrito electoral o diputado local, ganaron los que quiso poner, Leonel Godoy, dijeron los perdedores y descalificaron la encuesta realizada. Lo cierto es que esta revolución interna de Morena puede generarles un hoyo en las próximas elecciones, creo que el señor Godoy vino, como todos los delegados que mandan de la capital del país, a regarla en vez de ayudar. Mientras son peras o son manzanas, muchos morenistas están a disgusto, parece que no es lo que se imaginaron, la encuesta dio resultados que únicamente dejaron contentos a los que ganaron, los que perdieron cuestionan la metodología de la encuesta y su aplicación. Todavía no conozco a una persona que haya sido encuestada que me explique cómo llegaron a su casa a cuestionarlo y qué le preguntaron. De nuevo actuó, para mí, el dedo moreno y si no, pregunten a los inconformes. Escúcheme de lunes a viernes de 13:00 a 15:00 horas por www.atiemporadio.com * El autor es Periodista independiente.

Comentarios