No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Columnas PERCEPCIÓN POLÍTICA

Percepción política

Por Gustavo Macalpin

León Fierro, ¿preso político? El hecho de que se siga buscando inculpar a León Fierro por homicidio en grado de tentativa deja entrever dos cosas. La primera es que la Procuraduría forzosamente quiere procesar al integrante de Mexicali Resiste por un delito grave. La segunda es la incapacidad de la misma autoridad para armar una carpeta de investigación sólida. ¿Qué es más preocupante? ¿Una Procuraduría que busca imputar delitos que están completamente fuera de lo acontecido? ¿O una Procuraduría que, aún buscando ello, es incapaz de lograrlo? Desde hace más de un año, el colectivo Mexicali Resiste se ha convertido en una piedra en el zapato para el gobernador de Baja California. Basta recordar cuando "Kiko" Vega se vio obligado a salir huyendo del poder Ejecutivo, perseguido por decenas de manifestantes y subiendo a su camioneta de milagro. ¿Apruebo la conducta de los manifestantes? ¿Me parece siempre ha sido correcto el comportamiento que han mostrado los integrantes de Mexicali Resiste? Por supuesto que no. Ahí está la agresión física que sufrió la legisladora Rocío López Gorosave, los destrozos en el poder Legislativo, el graffiti en el edificio de Gobierno del Estado, y, por si a usted esto le parece poco, la grave lesión que sufrió un guardia de Constellation Brands, el cual evidentemente sólo cumplía con su trabajo. Sin embargo, estoy convencido la culpa de todo esto recae en nuestras autoridades. Fuimos muchos los que señalamos que de ninguna manera se debía tolerar la violencia. Fuimos muchos los que dijimos apoyar las manifestaciones pacíficas, pero que ya existía mucha inseguridad en las calles como para ser los ciudadanos generadores de mayor violencia. La realidad es que el gobierno de "Kiko" Vega nuca supo qué hacer. Ni logró dialogar con los manifestantes, ni tampoco logró aplicarles la ley cuando estos cruzaron la línea. La respuesta del gobierno de Baja California no fue únicamente tardía, sino torpe e injusta. El Código Penal de Baja California es muy claro. En todos los videos de la batalla campal, registrada a un costado de la planta cervecera, queda claro el imputado no ejecutó una conducta para cometer un asesinato. A pesar de ello, la Procuraduría General de Justicia de Baja California, no conforme con su patético desempeño, todavía se atreve a impugnar la decisión de la juez, argumentando que la impartidora de justicia “no se apegó a los hechos”. León Fierro amagó con agredir a elementos de seguridad pública con su vehículo, presuntamente causándoles lesiones. Por ello, debe ser juzgado y, en caso de que fuera culpable, sancionado. El Gobernador ha dicho que el integrante de Mexicali Resiste no es un preso político, únicamente está llevando un proceso judicial. El problema es que el proceso judicial es injusto, discriminatorio y viola el principio de igualdad ante la ley. El problema es que la Procuraduría se empeña en juzgarlo particularmente por un delito que no cometió. El autor es abogado y conductor de televisión.

Comentarios