No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Columnas LA VERDAD SEA DICHA

La Verdad Sea Dicha

Por

Los desequilibrios de la justicia Luego de un nuevo revés, ante la liberación la mañana de este sábado de Jorge Benítez, integrante de Mexicali Resiste, a la procuraduría estatal le urge dar un golpe fuerte en contra de ex funcionarios implicados en serias acusaciones, como los casos Beca Progreso y Racota. De acuerdo a información que se nos adelanta estamos a unos días de que ambos expedientes sean parcialmente resueltos, en donde las definiciones pondrán a prueba al sistema de justicia local. Viene, de acuerdo a información preliminar, un acuerdo reparatorio en lo que se refiere a la beca Progreso, en donde una de las partes estaría regresando el dinero obtenido de manera irregular. Además, se espera una fuerte sanción por alteraciones de servicios y pagos elevados de facturas, en el caso de las acusaciones en contra de funcionarios de la anterior administración municipal, por el caso Racota. Pero antes de irnos a ese tema, empecemos por lo sucedido el fin de semana en contra Benítez. Es evidente que el mensaje por parte de la autoridad es claro: no se tolerará que se le falte el respeto a los agentes de seguridad, que se les empuje, se les rete, pero sobre todo no tolerarán más desmanes de los grupos de resistencia. Si bien los usuarios de las redes sociales empiezan a criticar y fijarse muy de cerca en las acciones de los integrantes de estos grupos sociales, en sus enfrentamientos con los policías y funcionarios en general, le falta a la autoridad ser más equilibrada y también orientarse hacia investigaciones de otros implicados en demandas, entre funcionarios actuales y ex servidores públicos señalados. Es verdad que hay un panorama diferente, más hostil, en algunos casos, en contra de los manifestantes, pero también es indiscutible que además de las detenciones que han sufrido, faltaría a la autoridad colocar a otros agentes denunciados en la palestra de las audiencias. Sería un claro mensaje que la procuraduría estatal trabaja para ambos lados. Y creo que en dicha dependencia empiezan a entenderlo, tan es así, que en los próximos días se informará acerca de resultados de las investigaciones respecto a la beca Progreso. De acuerdo a lo que se nos ha adelantado se podría dar un acuerdo reparatorio, cuando menos en una de las partes, ya que uno de los acusaos entregaría el dinero obtenido de manera irregular al cobrar cheques de dicho programa. Recordemos que de acuerdo a las denuncias presentadas en este intrincado casos, Alexander Ernesto Padilla Román, Jesús de la Rosa Anaya y Alexander García Luna, habrían endosado y cobrado un total de 128 cheques por 2 millones 038 mil pesos, del fondo de becas de escuelas beneficiarias del programa. Otro caso que podría tener una pronta resolución es el del ex alcalde, Jaime Díaz Ochoa. De acuerdo a lo que nos han comentado podría haber sanciones fuertes por los presuntos pagos elevados en reparaciones de motores, por ejemplo. Es urgente para la autoridad investigadora dar un manotazo en la mesa y castigar a algunos de los ex funcionarios que deberían estar en la mira de la justicia desde hace años. La verdad sea dicha. *La autora es directora del portal MF Noticias Mexicali.

Comentarios