No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Columnas

Contra corriente

EL PRI Recios vientos se aproximan al Partido Revolucionario Institucional Su liderazgo de ayer desde el gobierno de Lázaro Cárdenas, hasta, es posible, Luis Echeverría, López Portilla y podrá también inclur a Miguel de Lamadrid, se ha terminado de manera contundente a la llegada de Morena. Morena no es un partido, una religión; sus seguidores como los testigos de Jeová, tienen fe en Dios; Andrés Manuel López Obrador es el nuevo Mesías, que acarreará bienes para todo mundo para sus seguidores y sus adversarios. Se terminaron los tumultuosos acarreos del PRI; se terminaron, los miles de políticos busca chambas; se ha terminado; el poder, aquí sí de una mafia gobernante, y no precisamente la mafia de AMLO Difícil saber en este momento, cual será el futuro del priismo. Posiblemente intenten reorganizarse, lo mismo que el PAN, Al PRI se le terminaron los discursos populistas ; los discursos patrioteros; los tumultos de plazas llenas en favor de su candidato:: Margarita Ortega por ejemplo; los mismos discursos revolucionarios de Luis Echeverría, o López Portillo entre el tumulto de plazas llenas. Morena va a lograr lo mismo pero con muy diferentes objetivos. Las palabras de López Obrador, sus frases, sus promesas son la doctrina del día. Obrador no produce chamabas pese a que se afiliaran a Morena cintos de miles de priistas, siempre sobre su objetivo: lograr una curul, una presidencia municipal o una gubernatura. Ayá Morena si no controla este impulso ambicioso propio del priismo o de políticos “brinca charcos” que son muy listos para siempre estar con el vencedor. Pero mientras en el PRI la mayoría de sus liderazgo se movía por intereses, no revolucionarios sino específicamente “chambas” En este trascurrir del priismo los gobernadores de los estados y sus familias o la clase política gobernante eran los dueños del poder. Era muy difícil dejar el puesto a los fregados, a los pobres; estos se repartían entre los hijos, pariente y de las familias revolucionarias, entiéndase los políticos priistas gobernantes, dueños de todo, incluso con frecuencia de tierras o en avenidas periféricas prometedoras o la apertura de nuevos centro cívicos, ni hablar de construcción de carreteras presas y otras zonas de desarrollo, el priismo, era frecuente, quedarse con lo mejor, con la parte más valiosa Esta ambición de amasar fortunas y poder queda fuera de lo que propone ser la conducta de los políticos en torno a Morena, pese a que muchos políticos que no pueden vivir sin chambas que da el poder, sin duda están mirando dar el cambiazo y pasarse a Morena. Con esta actitud de mucho el nacionalismo falso que da por los suelos y el nacionalismo de Obrador lleva otro rumbo; su meta es corregir esta tendencia o practica del Partido Revolucionario Institucional. Pero escrita toda esta columna con todo respeto a los priistas que son los que inician y dan forma al progreso de un México nuevo, con sus indiscutibles avances en la segunda mitad del S XX. Los logras del priismo durante sus permanencia: escuelas, universidades , presas, autopistas; (empiezan co Salinas de Gortari) y tantos otros avances a la vista. La UABC, hoy, es un ejemplo. * El autor es artista plástico.

Comentarios