No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Columnas CONCIENCIA CIUDADANA

Conciencia Ciudadana

Por

La consulta pública Esta semana el Presidente electo López Obrador, acompañado de algunos de los miembros de su gabinete, expusieron ante los medios de comunicación, respecto al tema del nuevo aeropuerto de la Ciudad de México, la decisión de llevar a cabo una consulta pública para dar a conocer si se continúa la obra del nuevo aeropuerto en Texcoco, del cual de hecho ya existen contratos y obra, o si se cambia de lugar, a pesar del dinero invertido. La razón de ésta consulta, según lo expone López Obrador es querer que el pueblo decida, votando por el si o por el no, lo que resulte será la decisión. Aquí valdría preguntarnos. En una obra de tal magnitud y de tanta importancia, que requiere para llevarla a cabo análisis serios, profundos por personas expertas y profesionales en la materia, ¿Cómo puede López Obrador decir que lo que el pueblo decida es lo que se va a hacer? ¿ Qué sabemos nosotros de cuestiones técnicas, especializadas para elegir el mejor lugar para el buen funcionamiento de un aeropuerto? Nada en absoluto, y es una irresponsabilidad que si el pueblo ( que no sabe nada) dice si, se continúa y si dice no, se hace en otro lugar tirando a la basura lo ya invertido y poniendo en riesgo su funcionamiento. Esta forma de proceder de López Obrador, da la impresión de no querer o no saber decidir, para que si las cosas salen mal, no tenga que asumir responsabilidad, objetando que el solo obedeció lo que el pueblo dijo. De esta manera no se devalúa ni carga con las consecuencias; es el pueblo quien las asume. Por otra parte, esta forma de gobernar crea mucha confusión e inseguridad, dando la impresión que, más que querer trabajar para dar resultados, lo hace en base al populismo, haciéndonos creer que para tomar decisiones seremos tomados en cuenta. ¿Qué es el populismo? Hacer creer que se trabaja con el pueblo pero no para el pueblo, algo completamente distinto y peligroso. Entendemos que habrá asuntos que durante su gobierno tendrá que escuchar al pueblo, incluso consultarlo, cosas que nos afectan directamente como el tema de la educación de nuestros hijos, el del respeto a la familia natural y a la vida del no nacido por ejemplo, pero no aquellos que concretamente requieren personas especializadas. ¿Qué esperamos los mexicanos de López Obrador y su gobierno? Lo que tanto prometió: Transparencia, honestidad, combate frontal a la corrupción e impunidad en cada una de las dependencias a su cargo. Los ciudadanos, estaremos vigilantes y muy pendientes que lo cumpla. Todos queremos que al Presidente electo le vaya bien, porque así le irá bien a México. Pero existe incertidumbre porque su actuar es impredecible, un día opina una cosa y al otro lo contrario, lo cual es riesgoso y no genera confianza, como tampoco lo hace el que en temas tan controvertidos de técnicas especializadas y específicas como el que hoy nos ocupa, quiera irresponsablemente que el pueblo sea quien decida. ¡Mujer Mexicana forja tu Patria ¡ * La autora es consejera familiar.

Comentarios