Tendencias
Cintilla de tendencias

Internet de la CFE

Jaime Rodríguez "El Bronco"

Alito Moreno

Yuridia

Más del 30% de mexicanos tienen problemas de hígado graso 

Los mexicanos reúnen varios factores de riesgo para esta enfermedad y su prevalencia podría superar el 30%. 

Avatar del

Por Redacción/GH

El hígado graso es una enfermedad donde existe una sobreacumulación de grasa en este órgano vital, lo cual produce inflamación, fibrosis y problemas para su correcto funcionamiento.   (Pixabay)

El hígado graso es una enfermedad donde existe una sobreacumulación de grasa en este órgano vital, lo cual produce inflamación, fibrosis y problemas para su correcto funcionamiento.    | Pixabay

Ciudad de México.-  De acuerdo con la Revista Mexicana de Gastroenterología la enfermedad por hígado graso no alcohólico (Ehgna) es el padecimiento hepático crónico más frecuente en el mundo, su prevalencia se estima entre el 17 y el 46 % en la población general, que depende del método de diagnóstico, edad, género y origen étnico. 

En referencia a México, señala que es uno de los países cuya población reúne varios factores de riesgo para esta enfermedad y su prevalencia podría superar el 30%. Investigaciones resaltan que es más frecuente en el sexo masculino, en mayores de 50 años y en población de origen mexicano.  

El Dr. Ignacio García Juárez, gastroenterólogo del Centro Médico ABC, explica que el hígado graso es una enfermedad donde existe una sobreacumulación de grasa en este órgano vital, lo cual produce inflamación, fibrosis y problemas para su correcto funcionamiento.   

Te puede interesar: El hígado humano no envejece, siempre tiene la edad de tres años

Problema de salud nacional

Menciona que esta enfermedad se ha convertido en un problema de salud nacional, puesto que uno de los factores de riesgo es la obesidad y sobrepeso, y México sigue ocupando los primeros lugares.

Otras causas y factores son niveles elevados de colesterol y triglicéridos en la sangre, hipertensión arterial, diabetes, y otras enfermedades de origen metabólico, así como el consumo de herbolaria, medicina naturista y ciertos medicamentos que administrados por largos periodos pueden alterar el funcionamiento del hígado . 

El Dr. García Juárez agrega que, si bien la enfermedad por hígado graso no manifiesta síntomas, estos aparecen cuando la enfermedad avanzó a cirrosis con aumento del perímetro abdominal, cansancio, pérdida de peso y/o sangrado de tubo digestivo. 

Te puede interesar: Hepatitis aguda infantil: la incertidumbre del origen y la importancia del diagnóstico

Evolución a cirrosis y cáncer de hígado

El experto advierte que de no detectar y tratar a tiempo esta enfermedad puede evolucionar a cirrosis y cáncer de hígado, pues debido a la alta prevalencia de obesidad, diabetes mellitus tipo 2 (DM2) y síndrome metabólico. 

Actualmente se sabe que la enfermedad por hígado graso es la principal causa de cáncer hepático y la primera indicación de trasplante de hígado en el mundo y en México. 

Refiere que, para tener un diagnóstico certero, se necesita revisar la historia clínica del paciente, así como conocer sus hábitos alimenticios, nivel de consumo de alcohol y los medicamentos que ingiere. “Para confirmar el diagnóstico, el médico puede solicitar que el paciente se haga exámenes de sangre, estudios de imagen y ocasionalmente se requiera de una biopsia hepática, esto nos permitirá conocer la causa y la fase en la que se encuentra la enfermedad”, indica el Dr. Ignacio García.  

Te puede interesar: Trasplantan por primera vez hígado humano conservado fuera del cuerpo por 3 días

Importante el control de peso

Agregue que esto es fundamental para poder dar tratamiento que inicia con el control de peso, que se logra con cambios en la dieta y ejercicio para evitar que el padecimiento siga avanzando.   

“En el Centro de Nutrición & Obesidad del Centro Médico ABC, le ofrecemos al paciente atención integral de acuerdo con sus necesidades para ayudar a tener un estilo de vida saludable, controlar su peso, cambiar su composición corporal, prevenir y manejar enfermedades asociadas, así como mejorar su rendimiento físico y deportivo”, menciona el Dr. García. 

Además, indica que el Centro de Nutrición cuenta con esquemas personalizados para una pérdida de peso acelerada y sostenida, siempre bajo la supervisión de un equipo multidisciplinario, basado en métodos seguros y respaldados científicamente. 

Te puede interesar: Antioxidantes en la dieta, escudos contra el cáncer

El experto concluye diciendo que el paciente no debe esperar a tener mayores problemas de salud si tiene sobrepeso u obesidad, es mejor atender estos riesgos a tiempo para mejorar la calidad de vida y de esta forma evitar en lo posible tener hígado graso. En caso de tener la sospecha de padecer la enfermedad surgir con su médico para que lo trate de manera oportuna.  

*Fuente: Centro Médico ABC

En esta nota

Comentarios