No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Espectáculos

Enrique Iglesias y la difícil relación que tiene con su padre

El hijo de Julio Iglesias ha vivido momentos de tensión con su progenitor.

Avatar del

Por Amelia Obregón

El hijo de Julio Iglesias ha vivido momentos de tensión con su progenitor.(Tomada de la red)

El hijo de Julio Iglesias ha vivido momentos de tensión con su progenitor. | Tomada de la red

CIUDAD DE MÉXICO.- Enrique Iglesias ha logrado consolidar una exitosa carrera musical; sin embargo, jamás ha querido colgarse del apellido de su padre, Julio Iglesias, pues la relación entre los dos no ha sido buena.

El intérprete de “Bailando” tuvo que salir adelante por sus propios medios, pues se vio obligado a ocultarle a su papá sus intenciones de convertirse en cantante igual que él, lo que habría generado una fractura entre ellos dos.

 

¿QUÉ PASÓ ENTRE JULIO Y ENRIQUE IGLESIAS?

Fue en la década de los 90’s cuando Enrique incursionó en la música como “Experiencia religiosa”, “Nunca te olvidaré” y “Enamorado por primera vez”. Sin embargo, esto le habría costado su relación con Julio, ya que éste enfureció porque haya firmado con una disquera para producir su primer disco.

Esto lo relató el propio Enrique en una entrevista con Telefe, donde recordó que no sabía cómo contarle a su padre sobre su álbum debut.

“A los 18 años firmé un contrato de discos y era una aventura, llegué de vuelta a Miami y era una de esas cosas que decía que mañana se lo iba a decir a mi padre, llegó mañana, no se lo dije”.

La discusión habría marcado el declive de su relación, tan así que, al principio, decidió quitarse el apellido Iglesias para destacar en la música por cuenta propia.

A los seis meses se enteró mi padre (…) me dijo: '¿Qué coño haces? No sabes lo que estás haciendo ¿Por qué no me lo has dicho?'. Hice las maletas y me marché a Canadá a hacer mi primer disco, en el arranque era Enrique Martínez, el Iglesias era muy obvio”, reveló.

Esta discusión, más que decaer sus ganas de cantar, sólo lo impulsaron a seguir sus sueños sin importar nada.

“En el inicio de mi carrera cuando me decía que no lo iba a conseguir si que me empujaba y me ponía furioso, eso para mí era un reto y siempre he sido muy competitivo. Mi padre y yo físicamente no nos vemos mucho, pero cuando nos vemos lo hacemos con mucho gusto”.

Actualmente, aunque no se frecuenten mucho, su relación mejoró un poco y hay un mutuo respeto entre los dos.

 

“Hay veces que yo le veo en televisión hablando y parece que soy yo hace 30 años, como sube a la gente, como la abraza”.

En esta nota
  • Enrique Iglesias
  • Julio Iglesias

Comentarios