No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Dinero

Peso mexicano gana 1.26% tras decisión de la Reserva Federal de recortar tasas 

El peso cotizaba en 21.625 por dólar, con una ganancia del 1.26% frente al precio de referencia de Reuters del viernes.

Avatar del

Por EFE y El Universal

El peso cotizaba en 21.625 por dólar, con una ganancia del 1.26% frente al precio de referencia de Reuters del viernes.

El peso cotizaba en 21.625 por dólar, con una ganancia del 1.26% frente al precio de referencia de Reuters del viernes.

CIUDAD DE MÉXICO.-La moneda mexicana se apreciaba este domingo en mercados internacionales luego de que la Reserva Federal de Estados Unidos anunció un recorte a sus tasas de interés a un nivel cercano a cero.

El peso cotizaba en 21.625 por dólar, con una ganancia del 1.26% frente al precio de referencia de Reuters del viernes.

La semana pasada, llegó a hundirse hasta un nuevo mínimo nivel histórico de 22.864 unidades, cayó casi 13% por ciento en las nueve sesiones previas. 

La Reserva Federal (Fed) decidió este domingo recortar un punto los tipos de interés de referencia para dejarlos en la horquilla de entre el 0 % y el 0,25 %, con el fin de impulsar la actividad económica y combatir los efectos perjudiciales de la expansión del coronavirus en la economía mundial.

"Los efectos del coronavirus pesarán en la actividad económica a corto plazo y plantearán riesgos para el panorama económico. A la luz de estos desarrollos, la Fed ha decidido reducir el rango para los tipos de interés al 0 y 1/4 por ciento", es decir 0,25%, dijo la institución en un comunicado.

Es la segunda vez que el banco central recorta los tipos de interés en menos de dos semanas, ya que el 3 de marzo anunció por sorpresa recortes de los tipos de interés en medio punto para dejarlos entre el 1 y el 1,25%.

En teoría, la Fed no tenía previsto anunciar cambios en los tipos de interés hasta su reunión del 17 y 18 de marzo.

El recorte de este domingo y el del 3 de marzo son las primeras decisiones de emergencia de esta magnitud en política monetaria en EU desde la crisis financiera de 2008-09.


 

En esta nota

Comentarios