Tendencias
Cintilla de tendencias

Covid-19

Emma Coronel

Galilea Montijo

VIH

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Citibanamex indicó que no se puede pagar deuda con recursos del FMI; contradice iniciativa de AMLO

Con las reservas internacionales, México obtendrá  solidez macrofinanciera y disminuirá su percepción de riesgo sobre los pagos de la deuda.

Avatar del

Por Redacción/GH

Citibanamex indicó que no se puede pagar deuda con recursos del FMI(Pixabay ilustrativa)

Citibanamex indicó que no se puede pagar deuda con recursos del FMI | Pixabay ilustrativa

CIUDAD DE MÉXICO.- Citibanamex indicó que los Derechos Especiales de Giro (DEG) por 12 mil millones de dólares que recibió México del Fondo Monetario Internacional (FMI), no son una donación o ingreso extraordinario, por lo que no se puede pagar deuda como lo ha propuesto el presidente Andrés Manuel López Obrador.

La entidad financiera señaló en el documento llamado “¿Qué puede hacer México con reservas adicionales por 12 mil millones de dólares?, que los DEG que recibió el país del FMI tienen que integrarse directamente a las reservas internacionales, tal y como lo establece la Ley del Banco de México (Banxico).

Los nuevos DEG no representan una donación; no se trata entonces de convencer a Banxico o que la Comisión de Cambios instruya a Banxico a entregar sin contrapartida a Hacienda lo equivalente a los DEG recibidos por México, dado que la ley lo impide. Los DEG no son un ingreso extraordinario para el sector público, como el que podría derivarse, por ejemplo, a raíz del hallazgo de un pozo de petróleo”, precisó Citibanamex.

El banco explicó que, al ingresar a las reservas internacionales, el país tendrá una solidez macrofinanciera y disminuirá su percepción de riesgo para el impago de la deuda.

Te puede interesar: FMI bloquea fondos de emergencia de Afganistán tras la toma de los talibanes.

Además, explicó que la iniciativa del presidente  López Obrador pretende que Banxico transfiera los DEG o su equivalente en alguna moneda dura al gobierno federal sin contrapartida, es decir, sin que la Secretaría de Hacienda tenga que pagar en pesos al Banco de México por esos recursos.

La ley que establece la autonomía de Banxico respecto al gobierno federal, y en particular en lo relativo a préstamos o transferencias de reservas del primero al segundo, torna inviable dicha iniciativa. La Constitución en su artículo 28º establece que ninguna autoridad podrá ordenar al Banxico a conceder financiamiento”.

Citibanamex declaró que la ley también prohíbe el otorgamiento de crédito al gobierno federal y limita cualquier otra transferencia de recursos al gobierno con excepción a lo que correspondería, en su caso, al remanente de operación.

En tanto, el banco confirmó que la Secretaría de Hacienda podría utilizar los recursos en moneda extranjera de la reserva internacional para pagar deuda, pero implicaría que entregue a Banxico el equivalente en pesos, lo que en todo caso es una decisión que no está relacionada con los DEG.

Dentro de las operaciones regulares que puede realizar la SHCP con Banxico como su agente financiero se encuentra la compraventa de divisas. Entre las de mayor volumen, está la compra en julio de 2008 de 8 mmd para que el gobierno federal cubriera anticipadamente sus necesidades de divisas. Asimismo, en junio de 2006 la SHCP adquirió 7 mmd para el pago anticipado de créditos contratados con el Banco Interamericano de Desarrollo y el Banco Mundial. La adquisición de 12 mmd (de nuevo, a cambio de pesos) para prepagar deuda externa sería entonces de las operaciones de mayor magnitud, pero perfectamente dentro del marco legal vigente”, explicó Citibanamex.

También, destacó que el aumento de la reserva internacional fortalece el margen de acción de Banxico para enfrentar posibles desbalances de las cuentas externas hacia delante y, en general, otorga al país una mayor solidez macrofinanciera.

La propuesta formal que el presidente plantea enviar a Banxico para usar los DEG para prepagar deuda y la respuesta del banco central, debe enmarcarse en la ley actual, ya que cualquier eventual propuesta de cambio al marco regulatorio deberá retomar las consideraciones históricas.

Ante la coyuntura actual —que incluye la iniciativa legal aún sin resolverse en el Congreso, la cual obliga a Banxico a recibir dólares en efectivo y los cambios por venir en su estructura de gobierno—, cualquier propuesta deberá realizarse de la manera más institucional posible, observando máxima cautela para no debilitar la sólida reputación del banco central, que desde hace al menos dos décadas es una de las anclas más importantes de la estabilidad macroeconómica del país”, explicó Citibanamex.

Con información de Forbes México

En esta nota

Comentarios