Tendencias
Cintilla de tendencias

Cruce fronterizo

Homicidios Tijuana

Impuesto predial

Clima Tijuana

Desaparecidos en Tijuana

Paseo de la fama: Se hace sentir con fuerza

Convertida en el rostro femenil de la AEW, Thunder Rosa es el ejemplo de tenacidad para abrirse puertas en Estados Unidos; ya forma parte del Paseo de la Fama de Tijuana Innovadora

Avatar del

Por Heriberto Muñoz

La luchadora se convirtió en la primera latina en ser campeona mundial de un circuito en Estados Unidos.(Abdiel Ortega)

La luchadora se convirtió en la primera latina en ser campeona mundial de un circuito en Estados Unidos. | Abdiel Ortega

Tijuana BC.- Surgió desde la colonia Guaycura, alcanzó la cúspide para una luchadora mexicana y promete no detenerse hasta revolucionar su mundo.

Thunder Rosa es la identidad con la que Melissa Cervantes apuntó al estrellato al convertirse en la primera latina en ser campeona mundial de una empresa americana. Lo hizo para All Elite Wrestling (AEW) en un enfrentamiento extremo ante Britt Baker en marzo de este año.

Fue como una ejemplificación de lo que ha sido toda su vida, en esa lucha dentro de una jaula metálica hubo sillas, escaleras, tachuelas, sangre y lágrimas de felicidad sobre el ring. Así de sufrida fue su travesía.

Por eso su elección para el Paseo de la Fama de Tijuana Innovadora tuvo un sabor tan especial, pasaron años para que el reconocimiento en su ciudad natal fuera el que merece. En Estados Unidos, la llaman “La Mera Mera

Aprovecha oportunidad

Cursó una parte de la preparatoria en la Lázaro Cárdenas, pensaba en estudiar en la UABC para ser maestra, pero aprovechó la oportunidad para irse a San Diego a casa de una tía. Cuenta que compartía casa con muchos familiares y quería comenzar hacer algo de dinero, así que vendía ‘Tosti-Locos’ mientras terminaba en Montgomery High School y juntaba para ir a la Universidad.

Consiguió entrar a Berkeley y fue en esa área de California donde comenzó a practicar formalmente Lucha Libre en todo tipo de funciones independientes. Tambiéntuvo un breve pasó por la AAA, estuvo en Lucha Underground, en Tokyo Joshi Pro, en NWA y debutó como profesional en Artes Marciales Mixtas para que la tomaran más en serio como atleta.

“Es tocar puertas hasta encontrar un y cuando hay un No tocamos cinco puertas más para que se abran, y si no se abren las tumbamos. Y al que no le guste, pues ya sabe… Aquí no estamos pidiendo permiso”, comentó con su peculiar forma de ser

Prueba otros nombres

En esos años probó otros nombres artísticos como Serpiente del Mar o Kobra Moon. Lo que mantiene hasta la fecha son esas ganas de comerse al mundo. “Yo trabajaba tiempo completo y viernes-sábado-domingo tenía que ir de a gratis, siendo latina tienes que trabajar lo doble”, relató. Su vestimenta se ha vuelto icónica en la lucha femenil. Es una catrina y juega con sus diferentes variaciones de colores, a veces la cara pintada, a veces media cara, ha llegado a subir al ring mientras un mariachi toca en vivo. Dice que ‘salió desde los panteones de Tijuana’

No solo piensa en ella y el despegue de su carrera, busca ser la referente de una generación y por eso creó su propia promotora de lucha libre donde solo participan mujeres: Mission Pro Wrestling.

“Muchos piensan que cuando uno crea empresas es para uno mismo. Para mí no es eso, la historia que quiero dejar de mi familia es que somos gente que quiere ayudar a otros”, enfatizó.

Principal rostro femenil

Hoy en día es el principal rostro femenil de AEW, una compañía, que al menos en los últimos dos años, le ha competido al gigante del negocio WWE. También aparece en figuras de acción que circulan en tiendas nacionales de en Estados Unidos como Target o Walmart, maneja contenido en su canal de YouTube y próximamente será elegible en un videojuego.

Todo eso lo ha conseguido a sus 36 años y siendo madre desde los 19. Si es de sacrificios, los conoce: “A todas esas mujeres empoderadas que han luchado mucho, que siguen adelante y no se dan por vencidas”, esa siempre será su dedicatoria y mensaje más estridente.

En esta nota

Comentarios