No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Tijuana

Negar servicio no fue opción en Cruz Roja

Jesús Martínez, jefe de Urgencias de la institución, detalla lo que ha sido el trabajo debido a la pandemia.

Avatar del

Por Khennia Reyes

Busca demostrar valía de los urgenciólogos.

Busca demostrar valía de los urgenciólogos.

Tijuana, BC.-Para el personal médico de la Cruz Roja Tijuana nunca fue opción negarse a atender la pandemia del coronavirus, y menos sabiendo que gran parte de la población de esta ciudad no tiene acceso a los servicios de salud.

Jesús Martínez Oliva, jefe de Urgencias en la Benemérita Institución, con más de una década de experiencia en el sector médico en diferentes hospitales públicos y privados de la ciudad, comentó que eligió su carrera porque se depende de un segundo para salvar la vida de los pacientes.

Actualmente está a cargo de 25 médicos, entre pediatras, traumatólogos y cirujanos, con quienes atiende a los enfermos de coronavirus que a urgencias en situación crítica.

“Como médico de emergencias siempre tenemos el primer contacto con el paciente, creo que esto es una oportunidad para demostrar nuestra valía de decir qué pretendemos hacer ante cualquier tipo de contingencia, se supone para esto nos preparan”, sostuvo Martínez Oliva.

Mencionó que a lo largo de casi cuatro meses la Cruz Roja ha atendido a 300 pacientes, entre ambulatorios y hospitalarios; y a otros 500 en los filtros de salud que había instalado en las plazas comerciales.

El médico de urgencias señaló que a finales de abril y principios de mayo se elevaron las víctimas mortales del Covid19.

“Por la misma urgencia de las personas que estaban sin saber y sin tener conocimiento de lo que realmente esto representaba a su familia, lo más triste o que podíamos ver en el momento era el saber que había una población que no tenía la capacidad de atenderse o de llegar a un hospital”, recordó.

El experto lamentó que durante este periodo hubo familias completas infectadas por el coronavirus.

“Casi toda la familia internada por enfermedad y que no tuvieron la fortuna de despedirse y que algunas personas perdieron a sus padres, otras a sus hijos. Se quedaban internados y ya no volvían a saber nada de ellos. Eso es la parte más triste de todo lo que hemos vivido”, dijo Jesús Martínez Oliva.

También a lo largo de esta contingencia sanitaria ha logrado que los pacientes venzan el coronavirus y se reencuentren con sus seres queridos.

“Fue nuestro momento de saber que llevamos la batuta de todo un hospital, es nuestro momento de hacernos ver, hacernos sentir que realmente fue nuestra decisión de tomar esta especialidad.

Lo único que nos queda es el trabajo en los pacientes que han salido de esta enfermedad, sí es muy grato saber que hicimos mucho y que seguimos haciéndolo”, destacó Martínez Oliva. 

Por esta situación agradeció al equipo médico de la Cruz Roja, pues aunque desconocen cuándo terminará la pandemia del coronavirus, seguirán en la primera línea de batalla.

“En ocasiones las personas llegan con menos datos de estrés respiratorio y las otras que tenemos una área de oportunidad como ya bajó la contaminación entre las personas han sido más esporádico. Se van a seguir presentando, lo sabemos, no vamos a terminar en un buen tiempo. Sin embargo, es diferente poder ver a una gran cantidad de pacientes que tener el servicio lleno y no poderle dar una atención adecuada al resto de la población”, sostuvo.

En esta nota

Comentarios