No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Estilos

Mala alimentación puede provocar cálculos renales en perros

Avatar del

Por Tomada de la Red

Mala alimentación puede provocar cálculos renales en perros

Mala alimentación puede provocar cálculos renales en perros

La comida que se les da a los perros puede ocasionarles cálculos renales porque no se ajusta a sus necesidades o porque no tiene la suficiente calidad.


Una mala alimentación de nuestro can puede conllevar enfermedades del tracto urinario, según los expertos. No es la única causa, pero sí una que toma mucha fuerza. Lo más común es que se formen cálculos urinarios que inflaman la vejiga. El perro podría hasta orinar sangre, patología que se conoce como cistitis.

Una de las causas de la formación de cálculos renales puede ser dietas incorrectas o alimentos de mala calidad. También la herencia que dejan los progenitores de los canes pueden ser factores de la aparición de los cálculos renales, según el Centro Médico Veterinario de la Universidad de Tufts (Massachusetts).

Ante la presencia de cálculos, el veterinario puede aconsejar una dieta más recomendable al can para que le ayude a reducir dichos cálculos renales. El tipo de alimentación influye en el pH de la orina. Un mayor grado de acidez o alcalización influye en la aparición de estas infecciones.

Los tipos más comunes de cálculos, según indican los expertos, son estruvita, oxalato de calcio y cálculos de urato. El primero está asociado a una infección en los perros y los otros dos por problemas metabólicos como una enfermedad hepática o calcio sanguíneo alto. Los canes que tengan cálculos en la vejiga deben llevar una dieta que seleccione el veterinario, tal y como explica la Universidad nortemaricana. Normalmente existen piensos que reducen el riesgo de que se creen cálculos que tengan como origen una infección.

Los cálculos de oxalato se pueden crear también por una dieta en la que los canes consuman alimentos de los humanos. Llevar una alimentación de pienso solo seco también presenta mayor probabilidad de provocar infecciones renales. Una opción sería la de mezclar una alimentación de tipo seco con húmedo.

Esta información es meramente orientativa, en Animal’s Health, le recordamos que, ante cualquier duda, lo mejor es que lleve a su mascota al veterinario.
En esta nota
  • Mascotas

Comentarios