Ensenada El director de Aguas de Ensenada reconoció que parte del retraso fue porque inicialmente el proyecto estaba localizado en otra área.

Operación de desaladora inicia en julio

Avatar del

Por Jayme García

Operación de desaladora inicia en julio

Operación de desaladora inicia en julio

Con una inversión de 880.4 millones de pesos y luego de meses de retraso, la planta desaladora de Ensenada comenzará a operar el lunes 9 de julio, suministrando 250 litros por segundo a la población.

El director de la empresa Aguas de Ensenada, Moisés Pariente, informó que actualmente están en el periodo de pruebas y en las próximas semanas se realizarán algunos ajustes al proceso para que el agua que se envíe cumpla con toda la norma, previo a mandarla al tanque de El Gallo que es el punto de entrega.

“A lo largo de estas semanas se harán muchos ajustes de reactivos químicos y de procesos de las membranas, esto es un sistema bastante complejo y tenemos que hacer los ajustes necesarios para que el proceso esté funcionando”, indicó.

Detalló que la línea de conducción que va desde la planta hasta el tanque de El Gallo ya está terminada y se realizaron pruebas de presión e hidrostática, solamente falta la prueba final de la tubería.

En relación a la calidad del agua, el empresario dijo que gran parte de las botellas de agua potable que venden en cualquier tienda, especifican que es agua osmotizada, que es básicamente el proceso de la desaladora.

El director reconoció que gran parte del retraso y el incremento del costo fue porque inicialmente el proyecto estaba localizado en otra área, sin embargo, con el cambio de lugar hubo requerimiento por parte del Municipio, de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat).

“Son proyectos muy complejos que involucran a muchos actores y esto no es un tema de un retraso atribuible a nosotros o a la CEA, lo que pasa es que por el camino hubo requerimiento de diferentes instituciones y había que tomarlos en cuenta para que el producto final fuera el óptimo”, argumentó.

El empresario explicó que cuando se decía que la planta estaría lista en diciembre del año pasado, se referían a que estaba concluida la obra civil, sin embargo faltaba el equipamiento electromecánico.

“Después de equipar el sistema se ha iniciado con pruebas en seco, luego pruebas en húmedo, limpieza de tuberías y eso es un poco el proceso de arranque en este tipo de proyectos, ayer estuvimos produciendo agua para revisar que todo está funcionando de acuerdo a lo que estaba diseñado, esa agua todavía no está llegando a la población”, indicó.

El empresario dijo que dentro del contrato original se contemplaba una capacidad de 500 litros por segundo, es por eso que las líneas de ingreso y el cárcamo ya están preparados para eso y si en un futuro se decide expandir el proyecto a una segunda etapa, sería mucho más rápido.

Aumentó costo
Por su parte, el director general de la Comisión Estatal del Agua (CEA), Ricardo Cisneros Rodríguez, recordó que la obra tuvo un incremento sustancial, ya que inicialmente el costo era de alrededor de 570 millones de pesos y con las modificaciones el costo fue de 880 millones de pesos.
“El incremento está plenamente justificado, tanto por el cambio de sitio, como por cambios de especificaciones y por consideraciones para la ampliación de la segunda etapa, hay una presión social muy fuerte por la necesidad del agua y por eso la empresa está haciendo un gran esfuerzo para que esto suceda a la brevedad”, reconoció.

En cuanto a las dudas sobre un posible incremento en el costo del metro cúbico debido a la operación de la planta desaladora, el funcionario consideró que no tiene que haber un cambio significativo en la tarifa.

“El estimado es que el agua debe costarle lo mismo a la población de lo que ya cuesta ahorita sacar de los pozos o lo que viene del flujo inverso, la idea es mantenerlo lo más cercano posible a ese costo, no podemos dar el monto, sería una irresponsabilidad porque no se ha cerrado el número final de la etapa de inversión”, declaró.

Visita de EPN
Autoridades estatales informaron que el próximo lunes 11 de junio se tiene programada una visita del presidente de la República Enrique Peña Nieto a Baja California.

Se dio a conocer que estará en Ensenada con el fin de realizar un recorrido por la planta desaladora y posiblemente inaugurarla, ya que fue uno de los compromisos de su gobierno.
En esta nota

Comentarios