Ensenada Los agricultores pueden tener un grave problema de plagas y llegar al punto de perder sus cosechas.

Agricultores temen por plagas

Avatar del

Por Jayme García

Agricultores temen por plagas

Agricultores temen por plagas

Ante la falta de lluvias y la temporada de calor que se aproxima, el productor de Maneadero, Raymundo Carrillo Huerta, advirtió que los agricultores pueden tener un grave problema de plagas y llegar al punto de perder sus cosechas.


Cabe mencionar que de acuerdo a información del Centro de Investigación Científica y Educación Superior de Ensenada (Cicese), el ciclo de lluvias de este año ha sido uno de los más secos en 68 años, ya que históricamente enero es el mes que más llueve en Ensenada con un promedio de 51.4 milímetros, sin embargo, este año se registró menos de la mitad, 23.5 milímetros.


“La sequía provoca que las plagas se vengan más temprano de lo común, nuestra preocupación es que con la resequedad y la falta de lluvia se multipliquen, el problema es que hay algunos agricultores que no tienen un buen manejo y de repente dejan los cultivos abandonados, generando lugares idóneos para las plagas”, explicó.


Con el fin de prevenir las plagas, Raymundo Carrillo recordó que productores y autoridades tomaron el acuerdo de iniciar el ciclo de cosecha de enero al 30 de abril y del 1 de mayo al 15 de agosto no habría cosecha, ya que es cuando la plaga se reproduce con mayor facilidad, sin embargo, algunos productores no han cumplido y esto puede propiciar la presencia de la palomilla dorso de diamante.


“Si en años anteriores llegaba a haber en Maneadero alrededor de 300 a 400 hectáreas de coles, sin embargo, se ha reducido a 80 hectáreas aproximadamente, todo eso se debe al daño que causa la plaga, al intentar controlarla los costos de producción se elevan muchísimo”, explicó.


Carrillo Huerta mencionó que las plagas afectan principalmente a la producción de coles, repollos y aunque se había propuesto introducir insectos benéficos para tratar de combatir la plaga, finalmente no se llevó a cabo.


“Por parte de la autoridad ya no se presionó al agricultor y a final de cuentas queda uno suelto y es importante que las autoridades federales y estatales tengan bajo observación el problema de las plagas y que junto con los agricultores trabajen en un buen manejo”, planteó.
En esta nota

Comentarios