No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Dinero BC

Regresa la algarabía a Plaza Río; reabre después de dos meses

Con protocolos sanitarios, el centro comercial volvió a recibir a visitantes durante este fin de semana.

Avatar del

Por Alejandro A. Villa

El uso de cubrebocas es obligatorio para poder ingresas al centro comercial.(GUSTAVO SUÁREZ)

El uso de cubrebocas es obligatorio para poder ingresas al centro comercial. | GUSTAVO SUÁREZ

Tijuana, BC.- Aun con el semáforo Covid-19 en rojo, tijuanenses aprovecharon el fin de semana para visitar la Plaza Río, que reabrió luego de permanecer por alrededor de dos meses con la gran mayoría de sus tiendas cerradas.

Este fin de semana algunas zapaterías, tiendas de ropa, restaurantes, kioscos y tiendas de artículos tecnológicos abrieron de nuevos sus puertas, pero con los protocolos sanitarios  para la nueva normalidad.

La familia Fernández López acudió a la plaza como actividad de esparcimiento luego de estar en cuarentena por casi tres meses.

Álvaro Fernández, padre de familia, contó que los niños, dos menores de entre 10 y 8 años, estaban muy inquietos por estar en casa tanto tiempo y aprovecharon que la plaza abrió para dar un paseo. 

“Todos con tapabocas, eso sí, les dijimos a los niños, nadie sale si no nos cuidamos y bueno, hay que estarles recordando, pero para ellos al salir ya es bueno, también para nosotros”, comentó Maricela López, madre de los menores.

En cuanto a las medidas sanitarias para poder ingresar a los establecimientos se pudo observar que los locales cuentan con tapetes sanitizantes, gel antibacterial y letreros donde indican que se debe portar de manera obligatoria el cubrebocas.

Una persona empleada de una de las zapaterías de la Plaza Río, se encontraba con una careta y un cubrebocas a la entrada del establecimiento, además portaba guantes de látex.

Ella recibía a los clientes, tomaba la temperatura, indicaba que debían limpiarse los zapatos en el tapete sanitizante, y aplicaba gel antibacterial y los dejaba pasar.

Este protocolo fue el común denominador de los establecimientos abiertos en dicho centro comercial, mientras que algunos de los visitantes que caminaban por los andadores, ignoraban la indicación del uso obligado del cubrebocas.

 

En esta nota

Comentarios