Deporte Local El puertorriqueño fue presentado como el nuevo manejador de Toros de Tijuana.

Se viste Lino Rivera con los colores de Toros de Tijuana

Avatar del

Por Redacción/GH

Se viste Lino Rivera con los colores de Toros de Tijuana

Se viste Lino Rivera con los colores de Toros de Tijuana

Lino Rivera llegó a Tijuana y se puso la casaca de Toros, al ser presentado ante los medios de comunicación, como el nuevo manejador de la escuadra fronteriza, en rueda de prensa que se desarrolló en el estadio Gasmart.


El puertorriqueño de 51 años se convirtió en el décimo timonel en la historia de Toros de Tijuana y llegó para ocupar el lugar que quedó vacante con la salida de Pedro Meré y guiar a la novena fronterizo a la búsqueda del segunda campeonato en su historia.


La reunión con los comunicadores estuvo encabezada por Antonio Cano, gerente general de Toros de Tijuana, quien estuvo acompañado por Ricardo Williamson del área deportiva del club, así como por el manejador Lino Rivera y el coach Héctor Álvarez, quien llega junto al boricua al cuerpo técnico de los campeones del 2017 de la Liga Mexicana de Beisbol.


Cano Jiménez fue el encargado de presentar a los nuevos integrantes del cuerpo técnico, a quienes les dio la bienvenida y les agradeció que hayan aceptado sumarse a Toros de Tijuana y unirse el reto que representa la segunda temporada del 2018 que arranca el martes 3 de julio.


El gerente general aprovechó su intervención con el micrófono para vestir a Lino Rivera y Héctor Álvarez con la casaca oficial de los Toros de Tijuana que utilizarán durante los juegos en el estadio Gasmart.


Rivera lucirá el “0” en su uniforme, mientras que el “Venado” Álvarez mostrará el “15” en su espalda.


El nuevo timonel del conjunto “burel” se mostró complacido de llegar a la organización tijuanense y se comprometió a llevar al equipo a su mejor nivel y a que los jugadores den el cien por ciento en cada duelo.


“Yo soy fanático de los equipos que quieren ganar; a mí me gustan esos equipos; esta organización es ganadora, a mí me gusta ganar y estoy familiarizado con la organización; los campeonatos no se prometen pero quiero ganar y quedarme mucho tiempo aquí en Tijuana”, comentó Rivera.


El manejador de 51 años se recupera de una reciente operación en su pierna derecha y confesó que no tenía contemplado dirigir el próximo torneo en la LMB, sin embargo, hace unos días recibió la oportunidad y no la dejó pasar.


“Los tiempos de Dios son perfectos; yo no pensaba dirigir esta temporada en la LMB y ahora, unos días después, tengo ante mí uno de los retos más importantes en mi carrera; el manejador que soy se lo debo a la LMB; les va a gustar mi forma de dirigir; a mí me trajeron para ganar campeonatos y aunque los campeonatos son circunstanciales, yo me comprometo a jugar duro todos los días”, agregó.


Lino Rivera es un experimentado estratega que tiene un largo historial dentro de la LMB, ya que ha trabajado como manejador desde el 2004 y ha dirigido a los equipos de Acereros del Norte, Leones de Yucatán, Sultanes de Monterrey, Rojos del Águila de Veracruz, Vaqueros de Unión Laguna y Piratas de Campeche.


En 2006, el boricua le dio a Leones de Yucatán su más reciente título de la LMB, al coronarse campeón luego de una batalla de cinco duelos contra Sultanes de Monterrey.

Además, cuenta con una tarjeta amplia que incluye la pelota invernal, destacando su paso por la Liga Mexicana del Pacífico.


Como pelotero, Lino Rivera fue un lanzador derecho que jugó para las organizaciones de Rangers de Texas, Tigres de Detroit, Cardenales de San Luis y Piratas de Pittsburgh en Ligas Menores, alcanzado el nivel de Triple A, además fue abridor con los equipos de Acereros y Tigres del 2001 al 2003, acumulando récord de 26-13 en la Liga Mexicana de Beisbol.


Por su labor como jugador, Rivera es un experto en pitcheo y administrador de lanzadores, por lo que su experiencia vendrá a fortalecer esta área, con el objetivo de mejorar y vigorizar al bullpen de los “bureles”.


Por su parte, Héctor Álvarez, quien estará como coach de tercera base, también se mostró muy contento por su llegada a Toros de Tijuana, una organización a la que valora y admira desde hace varios años.


“Llegó a esta organización que todos conocemos; vengo motivado y contento porque es un equipo que tiene la oportunidad de ser campeón, ya que es una escuadra balanceada que ya quisieran en cualquier lado; tenemos que trabajar duro y ayudar al pelotero, ya que con trabajo todas las cosas se pueden lograr”, mencionó el “Venado”.


Luego de la rueda de prensa, el nuevo manejador de Toros de Tijuana, se reunió por primera ocasión con su cuerpo técnico y observó la tercera jornada de pretemporada de los “astados”.
En esta nota

Comentarios