No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Columnas Entre vinilos

Sonreír con la mirada

Estamos disfrutando del verano en la región, yo en lo personal prefiero el frío y la lluvia, pero hay muchas personas a las que les agrada más esta temporada de año y aprovechan para irse de vacaciones o a las playas cercanas.

Por Daniel de la Torre

Estamos disfrutando del verano en la región, yo en lo personal prefiero el frío y la lluvia, pero hay muchas personas a las que les agrada más esta temporada de año y aprovechan para irse de vacaciones o a las playas cercanas.

Pero ahora con esta situación, está complicado hacer planes, muchas personas tuvieron que cancelar sus viajes, algunos ya habían pagado paquetes en los destinos turísticos más famosos de México. Conozco gente que está sufriendo por no poder hacer sus maletas y subirse a un avión.

Aunque algunos destinos turísticos ya empezaron a reactivar su economía, gracias a la nueva normalidad, muchos mexicanos nos vimos afectados principalmente en el terreno económico, los que tienen negocios no esenciales estamos en la cuerda floja y en definitiva, no hay planes a corto plazo.

Otros tienen temor de estar en espacios donde hay mucha gente, otros siguen respetando el “quédate en casa”. Lo que sí aprendimos con esta pandemia es que algunas actividades laborales se pueden hacer desde casa, el llamado “home office”. Pero ¿a poco no extrañan el salir y convivir con los compañeros del trabajo?

En mi caso, yo estoy dando clases en línea en mi escuela, puedo decirles que un 50% del alumnado prefiere las clases presenciales, pero al otro porcentaje les gustó mucho esta modalidad. A mí me pasó que durante el encierro, añoraba estar en mi espacio, en mi oficina, extrañaba el olor de la cabina. Por eso voy esporádicamente, tratando de retomar mis actividades poco a poco.

Dentro de los rituales más conocidos durante las celebraciones de año nuevo, aparte de las doce uvas, está tomar unas maletas y salir a la calle con ellas. Esto como señal de que tendremos un año feliz, pero ni modo, el Covid 19 arruinó los planes, bodas, cumpleaños, empresas, trabajos. Las crisis son señales de oportunidades, eso dicen, y esperemos que así sea.

Cuando empezó la pandemia en el país, pensamos que tal vez para julio ya todo iba a estar normal, pero no fue así, seguimos posponiendo cosas, estamos cambiando y acomodando ideas para ver cómo podremos seguir adelante.

 “Ya que pase la pandemia nos vemos, ¿no?”. ¿Quién no ha dicho esta frase? Pero a como vamos esto va a continuar hasta diciembre. Los cubrebocas ya son parte de nuestro outfit, hay unos muy modernos, unos muy divertidos. Debemos acostumbrarnos ya a este nuevo accesorio y a sonreír con la mirada.

Muchas gracias por su espacio y recuerden confiar en el tiempo, los espero mañana en “Tocadiscos” a las 5 de la tarde por la señal de Click XM 104.9, hasta la próxima semana.

*El autor es comunicador y director de Radio Media Escuela de Locución

Comentarios