No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Columnas Apuntes

Rosarito con un proyecto sólido

Este año, si la contingencia sanitaria lo permite, hará su presentación el quinteto Langosteros de Rosarito en el basquetbol de paga.

Por Ángel González

Este año, si la contingencia sanitaria lo permite, hará su presentación el quinteto Langosteros de Rosarito en el basquetbol de paga.

El grupo que tiene este proyecto, muy sólido, estudia dos opciones para la temporada de debut de los Langosteros, ABA México y el Circuito de Baloncesto del Pacífico, el Cibapac, circuitos que anuncian la apertura para el mes de octubre.

La decisión final la tomará el grupo, en trámites de constituirse en asociación civil, si Cibapac se juega con público, autorizados por las autoridades sanitarias.

De no permitirse la gente en las butacas, los Langosteros verán acción en la temporada de ABA México, para la que han confirmado participación cinco equipos de Baja California.

Y es que participar en ABA México, aunque sea a puerta cerrada, cuesta menos de 2 mil dólares y en Cibapac, la franquicia cuesta 50 mil pesos y hay que agregar el billete para los jugadores y los gastos de viaje.

Además de los Langosteros, están listos los Panteras de Mexicali, Cerveceros de Tecate y Black Sheep, de Tijuana.

La otra escuadra de Baja California son los Tucanes, que buscan sede, que pudiera ser Ensenada o también Rosarito, donde los aficionados al deporte ráfaga prefirieron el nombre a Langosteros sobre Wave.

Un incentivo para los quintetos de ABA México es que el monarca será invitado a participar en la competencia elite, en Nueva York, a la que asisten los campeones de las siete conferencias de la American Basketball Association.

ABA, la de Estados Unidos, inicia su campaña en enero, en la que ahora sí estarán los Pirañas y Dragones, los dos quintetos de Tijuana, aunque de los escupefuego poco se ha sabido últimamente.

Ya hubo unos Langosteros en Rosarito, los del beisbol de la Liga Norte de México, que luego de su campaña de debut y despedida, los directivos tiraron la toalla.

El Spring Break Classic, suspendido a causa de la pandemia, luego de 22 años, un torneo de muy alto nivel, promovido por Gustavo Soqui, fue el que motivó al grupo a buscar franquicia en el baloncesto profesional, ya que los fanáticos asisten a los escenarios cuando hay calidad en la duela.

Langosteros de Rosarito es un proyecto para apoyar al talento que tiene el quinto municipio, agregándose al equipo Braulio Castro, con vasta experiencia en el deporte ráfaga de paga, ya que ha vestido las camisetas de los equipos de Tijuana, Galgos y Cosmos, que jugaron en la Liga Nacional de Baloncesto Profesional y Zonkeys, tricampeones del Circuito de Baloncesto de la Costa del Pacífico.

Guillermo Castro y Luis Crespo son otros de los jugadores con experiencia contemplados para el equipo, así como Joshua Villavicencio, Isai Ames y Daniel Vincent.

Dos ciudadanos norteamericanos, residentes desde hace muchos años en Rosarito, son los principales accionistas del equipo, que pudiera ser dirigido por Joseph Reyes, de Los Ángeles, quien se ha encargado de buscar el personal extranjero que tendrán los Langosteros.

Lo más seguro es que el gimnasio Ernesto Ruffo Appel sea la casa de los Langosteros para sus juegos de local y todo es cuestión de afinar detalles con el Instituto Municipal del Deporte de Rosarito.

El grupo cuenta con el apoyo del regidor César Díaz, que acompañará a la gente de los Langosteros cuando presenten oficialmente el proyecto a la alcaldesa Araceli Brown.

La contingencia sanitaria ha frenado un poco el proyecto, que es a largo plazo y adelantan que para el 2021, la intención es participar en la ABA México y Cibapac.

Ya no hay más espacio para los Apuntes, que hasta aquí los dejamos… por hoy, y no está de más recomendarles que se sigan cuidando, quédense en casa, mucho lavado de manos, gel antibacterial y si hay necesidad de salir a la calle, usar el cubreboca, mínimo, como medida de precaución.

Comentarios