Tendencias
Cintilla de tendencias

Cruce fronterizo

Homicidios Tijuana

Maltrato animal

Clima Tijuana

Desaparecidos en Tijuana


En la pelota

Las cartas desde el más allá: De Tetelo Vargas para Luis Castillo

Mi querido compatriota…: Ya sé, porque en este Más Acá, que ustedes llaman Más Allá, lo sabemos todo, que ignoras quién fui.

Por Juan Vené

Mi querido compatriota…: Ya sé, porque en este Más Acá, que ustedes llaman Más Allá, lo sabemos todo, que ignoras quién fui. Pues, jugué beisbol profesional en seis lugares, Dominicana, Puerto Rico, México, Cuba, Venezuela y Estados Unidos.

Me conocieron especialmente porque corría tan bien, que hasta me llamaban El Gamo. Pero también fui buen bate, dejé el record de promedio en una temporada de las Ligas Negras, 471, en 1942, con los New York Cubans. Como ahora han juntado todo, tengo el record mundial.

Pero lo más importante ahora eres tú, especialmente por ese cambio que te ha llevado de los Cardenales a los Marineros.

Por supuesto, que con Seattle tienes más chance de postemporada que uniformado de Cardenal.

Y los Marineros dieron por tí a tres de los más valiosos prospectos, los shortstops, Noelvi Marte y Edwin Arroyo, más el pitcher derecho, Leví Stoudt. Es lógico que piensan eres determinante para abrazar la pelota de octubre.

A los 29 años, estás en tu sexta temporada de Grandes Ligas, con record de 44-53, 3.62, pero este año, en 14 apariciones, tienes efectividad de 2.86 y has logrado cuatro victorias frente a cuatro derrotas.

Los scouts de los Marineros que te siguieron, reportaron que con la ofensiva de ellos puedes ganar más seguido. Y comentan que les agrada tu actitud frente a los bateadores y tu dominio de las esquinas.

En tu natal Baní van tener una inmensa fiesta si llegas a la Serie Mundial, y los Marineros, que no van a la postemporada desde 2001, han hecho una serie de movimientos importantes, además del tuyo, por lo que me parece que sí lo van a lograr este año.

Mi consejo es que en lo que falta de campaña regular, te concentres en tirar strikes sobre las esquinas del home que aconsejen los reportes. No le des importancia a la fama del bateado en turno. La ventaja es tuya. Si él falla siete de cada 10 intentos, es un gran bateador. Pero tú lo puedes hacer fallar hasta 10 de cada 10. Tienes con qué y lo has demostrado.

Algunos mal informados pregonan que “el mejor amigo del pitcher es el double play”, tamaña equivocación, mi querido Luis, porque el mejor amigo del pitcher es su control. Si tiras la bola donde debe ser, nadie te bateará cómodo.

Así que espero verte en la Serie Mundial y ganarla para el gran equipo de Seattle, para tu amada Baní y para nuestra República Dominicana. Celebraremos bailando más de un merengue bien apambichao, cada uno con una negra retrechera y buen moza.

Muy buena suerte, Luis, y más de mil abrazos… Tetelo. Gracias a la vida que me ha dado tanto, incluso un lector como tú.

Comentarios