Columnas Apuntes

Crece Cibapac

El Circuito de Básquetbol del Pacífico, en el que jugará un equipo de Ensenada, los Lobos, en la temporada 2019, no ha dejado de crecer, desde su fundación, en el 2015.

Por Ángel González

El Circuito de Básquetbol del Pacífico, en el que jugará un equipo de Ensenada, los Lobos, en la temporada 2019, no ha dejado de crecer, desde su fundación, en el 2015.


Equipos van y equipos vienen, pero contra viento y marea, Cibapac ya va por su quinta temporada.


La fundación de Cibapac fue con equipos de algunas ciudades que no podían estar en el Circuito de Baloncesto de la Costa del Pacífico, el Cibacopa o la Liga Nacional de Baloncesto Profesional, actualmente la de mayor nivel en México.


La primera campaña la hicieron con cuatro equipos, Empacadores de La Palma, representantes de Navolato, Halcones de Guamuchil, Liebres de Guasave y Linces de Santiago Papasquiero, que fueron los campeones.


Liebres abandonaron Cibapac en el 2016, lugar que tomaron Ingenieros de Culiacán y se agregaron Paskolas de Navojoa, que en su campaña de debut lograron la corona.


Enorme despegue en el 2017, ya que aumentó la membresía de equipos a diez.


Regresaron Liebres, pero se fueron Ingenieros, agregándose Águilas de Durango, Guerreros de Choix, Fuerza Maizera de Navolato, Potros del Instituto Tecnológico de Sonora, Vikingos de Los Mochis y Peregrinos de Badiraguato, que perdieron la final con Águilas.


Al puro estilo de Cibacopa, donde entran y salen equipos cada temporada, en el 2018 se fueron los campeones Águilas, Guerreros y Vikingos, pero llegaron otros Águilas, los de la Universidad Autónoma de Sinaloa, Fortaleza 31 de Mazatlán, Guaycuras de La Paz y Marlins de San José del Cabo.


La corona fue para los Peregrinos, listos para buscar refrendar la corona en la campaña 2019, en la que hacen su debut Dragones de Comondú, Loreto Hardcore, Capitanes de Puerto Peñasco, Mineros de Santa Rosalía y los Lobos de Ensenada.


También estará la Fuerza Guinda Nogales, a quien vimos en Cibacopa, Colorados de San Luis Río Colorado y Delfines de Mazatlán, que toman el lugar de Fortaleza 31.
También se fueron el quinteto de la UAS y Fuerza Maizera.


Cibapac nos recuerda aquellos torneos que en canchas al aire libre, de cemento, se celebraban en el centro del país, con la presencia de seleccionados nacionales.
Los agricultores formaban sus trabucos, abriendo la cartera y tenían básquetbol de calidad en un fin de semana.


Seguido invitaban a esos torneos a José Luiz Marín Castillo, por muchos años coach del CETis 58, para dirigir a un conjunto que armaba un comerciante que se dedicaba a la siembra y cultivo de limones.


Sea como sea, Cibapac da trabajo a los basquetbolistas, mientras no haya Liga Nacional de Baloncesto Profesional o Circuito de Baloncesto de la Costa del Pacífico.
Supimos que James Penny no entra en los planes de la directiva de Zonkeys de Tijuana para la próxima campaña del Cibacopa y que buscan quien lo supla en la banca.


Y que la campaña que viene, Zonkeys hará todos sus juegos en el gimnasio que construyeron en la unidad deportiva José Santos Meza, donde hay mucho lugar para estacionarse, pero caro.


El gimnasio está bien, con aforo suficiente para la gente que va a los juegos, no necesitan más.


Ya no tenemos más espacio para los Apuntes, que hasta aquí llegan…por hoy.
 

Comentarios