Columnas Los días y los años

Tijuana, ayer y hoy

Por

Hay días que son muy importantes recordarlos, porque en ellos se produjeron acontecimientos trascendentes que dan sentido a nuestra vida cotidiana. Días que sin embargo, de algún modo, empiezan con el tiempo a cambiar su significado, ya sea por introducción de nuevas costumbres o por decisión de las autoridades. Por ejemplo, el 21 de marzo o el 20 de noviembre que pareciera se deseara borrarlos del calendario cívico, cambiando el día de asueto acostumbrado o introduciendo otras festividades. En algunas escuelas celebran la primavera en lugar del nacimiento de Juárez. Pasa también con el primero de mayo Día del Trabajo. día en que los trabajadores salen a la calle a demandar lo mucho que les debe el gobierno y la sociedad misma. Durante años las autoridades de los tres niveles se unían a las marchas y presidían en el balcón de Palacio la marcha de los trabajadores y leían las mantas con las demandas sindicales; claro, cuando los sindicatos tenían verdadera fuerza y las autoridades los atendían. El pasado martes, el balcón estuvo vacío. Dos fechas más que se realizan con hironía: el 30 de abril, Día del Niño, en una época en donde todos los días conocemos agresiones en contra de menores, a veces por sus propios padres, cuando miles de niños viven en situación de calle. La otra ironía es el Cinco de Mayo. Celebramos el simbólico triunfo de Zaragoza, en contra del imperialismo francés, pero nos agachamnos y acptamos la intervención extranjera en nuestra república y la entrega de nuestra sobertanía y toma de decisiones hoy sometidas a la OCDE, el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internaciona, por nuestros dirigentes, educados en Yale, Harvar y Chicago. Sentidos Pésames La Sociedad de Historia de Tijuana, está de luto. Dos distinguidas personalidades, familiares de importantes socios pertenencientes a la propoia Sociedad han fallecido en la Semana anterior: La apreciada Señora Gloria Berumen de Jiménez, quien fuera esposa del Sr. Jiménez Orozco, gran benfactor de la SHT, cuyo edificio lleva su nombre. Los esposos Jiménes Berumen, como toda la familia, a través de su gran empresa de lácteos, se han distinguido, por su filantropía y el gran apoyo a las nobles causas tijuanenses. Otra pérdida muy sensible fue la del C. P. Antonio Díaz Infante, esposo de la diatinguida socia, miembro directivo de la Sociedad de Historia, C. P. y maestra Lilia Delgadillo Cárdenas. Matrimonio muy querido y respetado en nuestra comunida. El contador Díaz Infante,era miembro de una apreciabler familia de profesionistas tijuanenses y de varias asociaciones. Hijo también de quien fuera la ameritada maestra Dolores Infante. Cuando terminábamos estas líneas, nos llegó la triste noticia: Ruben Rodríguez Quiñónez, Presidente fundador del Club de Leones Playas de Tijuana , falleció a los 92 años, la madrugada del 5 de mayo. descanse en Paz. * El autor es catedrático de la Universidad de Tijuana y cronista de la Ciudad. marioortiz villaorta@gmail.com

Comentarios