Columnas Chambista

Agua Caliente

Por

Luego de la austeridad Republicana que anunció el Presidente Electo, Andrés Manuel López Obrador, varios han sido los que han salido a respingar y llorar por la disminución de sus salarios, incluso legisladores advierten que con ello les están obligando a salir a robar. Sobre ese tema, se comenta que ya algunos visionarios, a sabiendas que se cumplirá la promesa de reducción de salarios a la alta burocracia y gobernantes, han optado por sacar alguna chamba "de medio tiempo" y mientras en otros estados como Morelos, tienen a un diputado (del partido Humanista) quien en sus tiempos libres trabaja de Uber, en el Cabildo de Tijuana existe un regidor que decidió buscarse un "jale extra" para completar para la chuleta. Sus compañeros de cabildo lo ubican como el regidor Marco Romero, de quien se dice ha empezado a charolear ante sus compañeros de cabildo -y prácticamente con quien se deje apantallar- como el nuevo cuasidirector de un canal de televisión que acaba de cambiar de dueño y administración. Enterados de la entraña municipal indican que Romero ya ha tratado de buscar algunas negociaciones usando su cachucha de regidor para que le abran la puerta y usando su charola de influyente en el canal para estirar la mano. Así se las gastan algunos. Se exhiben Buena parte del círculo político al interior de Morena manifestó su indignación en lo corto, luego de que el Diputado federal electo, Javier Castañeda Pomposo revelara que aún conserva sus amistades con personajes oscuros e impresentables con los que se alió al interior de Acción Nacional y hoy, dicen, trata de meterlos con calzador a Morena. Y es que Castañeda Pomposo ha presumido recientemente que aún está dentro de sus allegados un personaje sombrío que luego de generarle una de las peores crisis al Gobierno del Estado, tuvo que salir por la puerta de atrás y ser condenado al exilio. Ese mismo personaje se dedicó durante la pasada elección a tratar de golpear y desprestigiar a Jaime Bonilla, a Morena y a la campaña de Andrés Manuel López Obrador, siendo éste uno de los puntos principales que hizo que al interior de Morena se levantarán indignados y criticaran la cercanía de Javier y esta persona que aún que le dejó mal sabor al gobierno estatal y ya anda repartiendo espacios dentro de la administración Federal que encabezará Morena a finales de este año. Quejas en Rosarito El que de plano no da pie con bola es el director de Regulación Municipal de Rosarito, Enrique Muñoz, quien no ha podido frenar el comercio ambulante en la ciudad, sino al contrario ha fomentado o tolerado su crecimiento de forma desproporcionada. Las quejas de los comerciantes organizados son frecuentes, y para “calmar las aguas”, el funcionario hace reunión tras reunión prometiendo las perlas de la virgen para solucionar el problema, pero la realidad es que poco se avanza. Recientemente las denuncias arreciaron por la venta de licor sin permiso en puestos semifijos y hasta ambulantes en las calles de la zona turística, playa y por supuesto Puerto Nuevo, así que el funcionario se vio obligado a retirar a los vendedores que estaban más a la vista, pero al cabo de unos cuantos días regresaron como si nada a vender e incluso al mismo lugar de donde fueron desalojados. Pequeños restaurantes ambulantes han aparecido por doquier, unos días en la playa y otros más a lo largo del bulevar Juárez, pero cuando se le cuestiona al funcionario sobre nuevos permisos dice no estar enterado, como si no cobrara por hacer su trabajo. Esta situación mantiene en alerta a los restauranteros y su dirigente Rosario “Chayo” Castillo, asegura que la cosa se está poniendo grave ante tanta permisividad, que tiene olor a corrupción. ¿Será?

Comentarios