Edición México
Suscríbete
Ed. México

El Imparcial / Columnas / Columna Tijuana

Del rezago

La revelación de que en el sistema de justicia penal oral existe ya un rezago, cuando apenas empezó a operar en Baja California, específicamente en Mexicali, hace trece años, cayó como bomba de agua en los operadores del mencionado sistema.

La revelación de que en el sistema de justicia penal oral existe ya un rezago, cuando apenas empezó a operar en Baja California, específicamente en Mexicali, hace trece años, cayó como bomba de agua en los operadores del mencionado sistema.

Y es que cuando el llamado “nuevo sistema de justicia penal” fue instaurado, se indicó que la justicia sería pronta, expedita y transparente, porque las audiencias serían públicas y no habría rezago como en los Juzgados del Sistema Tradicional, donde había cerros de expedientes apilados.

Pero a trece años de distancia, los documentos del Poder Judicial del Estado obtenidos por medio de la plataforma de transparencia, señalan que por el momento ya se arrastra rezago en 213 juicios orales que no están siquiera en la ya atiborrada agenda.

Además, por si eso fuera poco, hay 19 mil promociones ante jueces pendientes de acordar, porque así lo indica la respuesta de transparencia a la pregunta de “Cantidad de promociones presentadas ante el Juez de Control y Tribunal de Enjuiciamiento pendientes de acordar”.

Otro punto que destaca es que en los 13 años del sistema de justicia oral, en Mexicali los jueces han dictado 9 mil 964 sentencias en procedimiento abreviado, así como 485 sentencias en juicio oral. En total son 10 mil 419 sentencias, lo que quiere decir que por año son 801 entre todos los jueces, que al iniciar el sistema eran 18 y actualmente son 30.

Mientras que en el sistema tradicional, en los seis juzgados que había en Mexicali, cada juez dictaba entre 400 y 800 sentencias cada año.

Ahora, en los indiscretos pasillos del Poder Judicial del Estado se comenta que en Tijuana y Ensenada la situación con el sistema oral está de mírame y no me toques.

Los que parece que no quieren meterse en este tema son las agrupaciones de abogados, quienes se mantienen al margen.

LOS LIBROS

Será mañana cuando la atención se centre en el teatro universitario en Mexicali, donde se celebrará el Foro de Análisis de los Libros de Texto Gratuitos, donde participarán especialistas.

Se debe recordar que los libros de texto, que no son gratuitos porque se pagan de los impuestos, han generado polémica porque fueron modificados por el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador, teniendo como su promotor a Marx Arriaga Navarro, director de Materiales Educativos de la Secretaría de Educación Pública, junto con el venezolano comunista Sady Arturo Loaiza Escalona, ex director de la Biblioteca Nacional de Venezuela.

De hecho, como no se hizo el procedimiento adecuado que marca la ley para la modificación de los libros, la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) ordenó suspender su distribución en dos estados, mientras que todos los estados donde gobierna Morena felizmente los distribuyeron. Incluso los 22 gobernadores firmaron un desplegado-machote que utilizan siempre, para mostrar su apoyo a los libros de texto y al presidente López Obrador.

Así que habrá que ver qué dicen los especialistas que participen mañana en el análisis de los polémicos libros “gratuitos”.

SUSPENSO

Cuando todos esperaban la decisión del ex canciller Marcelo Ebrard Casaubón, creyendo que daría la espalda a Morena para aceptar ser candidato presidencia de Movimiento Ciudadano, o de plano retirarse de la política, solo le metió más suspenso, al impugnar el proceso interno donde la “corcholata” Claudia Sheinbaum Pardo resultó favorecida por la “encuesta-dedito” como “Coordinadora de los Comités de Defensa de la 4T”.

Durante ese proceso de Morena, Ebrard denunció presuntas irregularidades, algunas de ellas tan delicadas que deberían haber sacudido al gobierno de la 4T y merecían una investigación de oficio por parte de la Fiscalía General de la República, como el presunto uso de recursos públicos de la Secretaría de Bienestar para la campaña de Sheinbaum.

Pero contrario a ello, el ¿todavía fiscal? Alejandro Gertz Manero, al igual que su patrón, no oyó ni por la oreja izquierda ni por la derecha.

Ahora, tras no recibir el “bastón de mando” por perder en las encuestas, Ebrard ha decidido no romper con Morena, sino seguirles el juego con procedimiento interno para denunciar las irregularidades, pero donde de antemano se sabe no pasará nada.

En esta nota