No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Policiaca

Estilista fue asesinado y quemado en su casa: FGJE

A través de un comunicado la FGJE informó la causa del fallecimiento de Pedro Adolfo, de 47 años de edad.

Avatar del

Por Redacción GH

Personal de Bomberos de Hermosillo informó que Pedro Adolfo fue encontrado en un sillón que estaba en el área de la sala y fue sustraído del fuego.(Especial)

Personal de Bomberos de Hermosillo informó que Pedro Adolfo fue encontrado en un sillón que estaba en el área de la sala y fue sustraído del fuego. | Especial

HERMOSILLO, Sonora.- El hombre que fue encontrado sin vida el pasado miércoles, tras el incendio de su casa en la colonia Residencial de Anza, fue asesinado con arma blanca y quemado por fuego directo, por lo que la Fiscalía General de Justicia del Estado (FGJE) investiga el homicidio.


A través de un comunicado la FGJE informó que la causa del fallecimiento de Pedro Adolfo, de 47 años de edad, fue por una lesión de la arteria carótida interna (cuello) del lado derecho por arma punzocortante.


Se detalló que además, el que fuera estilista de profesión, presentó quemaduras de primer, segundo y tercer grado, por fuego directo, en gran parte de su cuerpo.


A las 23:05 horas del pasado miércoles, al 911 se dio aviso sobre el incendio de una casa habitación localizada en las calles Doctor Ignacio Pesqueira y Quinta de la Flor, donde la víctima vivía y trabajaba en su salón de belleza.


Personal de Bomberos de Hermosillo informó que Pedro Adolfo fue encontrado en un sillón que estaba en el área de la sala y fue sustraído del fuego, pero al intentar brindarle los primeros auxilios, el hombre ya no presentaba signos vitales.


Hasta el día hoy se desconocían las causas del deceso y lo que originó el siniestro, pero luego de lo revelado por la Fiscalía, serán ellos los encargados de realizar las investigaciones necesarias para esclarecer la situación y determinar quién o quienes fueron los que terminaron con la vida de Pedro Adolfo.

En esta nota

Comentarios