No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Sonora

Su hijo desapareció en Obregón: Eloy cruza a pie desde La Paz y va hacia Palacio Nacional

Jorge Luis, hijo de José Eloy, partió desde Tabasco para concursar por una beca en Harvard, pero nunca llegó; desapareció en Ciudad Obregón desde 2014. En su búsqueda ha sido golpeado, amenazado y su esposa fue asesinada.

Avatar del

Por Gamaliel González

José Eloy busca respuestas tras la desaparición de su hijo en 2014.(Gamaliel González)

José Eloy busca respuestas tras la desaparición de su hijo en 2014. | Gamaliel González

HERMOSILLO, Sonora.- Un clamor hace José Eloy Espinoza González cruzando a pie desde La Paz, Baja California Sur, por su hijo que desapareció a la altura de Ciudad Obregón el 19 de noviembre del año 2014 y no pierde la esperanza de localizarlo.

Planea llegar caminando a Palacio Nacional en la Ciudad de México para entregar una petición al presidente Andrés Manuel López Obrador.

En su paso por Hermosillo fue abordado en la caseta de Hermosillo a Nogales por el encargado de la Comisión de Búsqueda de Sonora y por la agrupación de Buscadoras Por La Paz Sonora.

Su hijo concursaría por una beca de Harvard, pero nunca llegó

Él es originario de Villa Hermosa, Tabasco y recordó que su hijo salió en un viaje escolar desde esta Ciudad e iban rumbo a Tijuana para concursar por una beca para estudiar en Harvard, sin embargo nunca llegó.

Su hijo Jorge Luis Espinoza Rodríguez, de 18 años, junto con 15 personas desaparecieron en las inmediaciones de Cajeme, asegura que de inmediato interpuso la denuncia ante la entonces PGR, hoy FGR, pero nunca le abrieron carpetas de investigación.

Contra sed, hambre y picaduras

José Eloy estaba remojado de sudor, con sed y hambre, con picaduras de alacrán que lo atacaron en el camino, pero eran más las ganas que tenía de externar con palabras las inconformidades que tenía hacia las autoridades.

“Vengo caminando desde Baja California Sur, voy a cumplir casi un mes caminando, salí el 19 de mayo de La Paz, mi primera parada fue a los tres días en Loreto, Baja California y la segunda parada fue a los seis días en San Quintín”, recordó.

Los pies de José Eloy están heridos de tanto andar, los cubre con unas vendas y arriba dos calcetas y después el zapato. Al llegar a Tijuana fue acobijado por los colectivos de búsqueda.

José Eloy tiene los pies heridos y vendados de tanto andar.
José Eloy tiene los pies heridos y vendados de tanto andar; pero la búsqueda de respuestas lo motivan a seguir.

“Es la primera vez que camino así y no me interesa caminar, no me interesa hacer esto porque yo lo que quiero es que se escuche mi clamor y de todos los desaparecidos, de todo el País, que se escuche de los niños con cáncer, de todas las mujeres victimadas”, expresó.

El hombre comentó que en la búsqueda de su único hijo ha sido golpeado, amenazado y su esposa fue asesinada, ahora siente que no tiene más que perder y se ha dedicado a caminar hasta encontrar una respuesta.

La petición que hace a las autoridades es que paren la violencia que ha resultado en la desaparición de las personas y que ha golpeado a la sociedad.

En esta nota

Comentarios