No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Hermosillo

Papás son impuntuales al recoger a sus hijos en las escuelas

Directoras señalan que en alguna ocasión, tuvieron que esperar hasta dos horas a que un padre llegara por su hijo.

Avatar del

Por Leonor Hernández

Papás son impuntuales al recoger a sus hijos en las escuelas.

Papás son impuntuales al recoger a sus hijos en las escuelas.

Los padres de familia en Hermosillo suelen ser impuntuales a la hora de recoger a sus hijos en las escuelas, aseguraron maestros y directores de diferentes primarias y jardines de niños en la ciudad, quienes han tenido que esperar hasta dos horas a que lleguen los papás por los alumnos.

Elianna Gálvez, directora de la primaria ‘Profesor Alberto Gutiérrez’, comentó que aunque la salida es a las 12:30 horas, hay padres de familia que llegan a ir por los niños hasta las 14:00 horas e incluso a no contestar el teléfono cuando se les llama para saber la razón del retardo.

Aquí en la escuela es muy común que lleguen tarde, incluso quien sea puede pasar por aquí y ver niños a las 2 de la tarde, pero el horario que tenemos es hasta las 12:30. Nosotros por humanidad y porque pensamos en los niños nos quedamos un rato más, estamos al pendiente y procuramos que estén seguros, porque aquí hay mucha inseguridad sobre todo por los indigentes que rodean la escuela, pero no es lo correcto", señaló la directora.

HAY PROTOCOLO

Cuando un padre de familia no acude en tiempo por su hijo o hija a la escuela, añadieron los docentes, el protocolo a seguir por parte de las escuelas es que llamen a los números de emergencia, en este caso el 911, y reporten el caso con la policía para que llegue una patrulla y se lleve al menor a la Procuraduría de Protección del Niño, Niña y Adolescentes, pero seguir esos pasos se vuelve complicado también para los docentes, ya que le causan un estrés bastante grande al menor afectado.

"Ves al niño y no quisieras hacer la llamada al 911 porque se asustan, ven la patrulla y ven que no están sus papás y entran en pánico, lo pones en una situación de crisis que a nosotros también nos afecta porque somos humanos", agregó Gálvez, responsable del plantel Alberto Gutiérrez.

De igual manera, la maestra del Jardín de Niños John Locke, Mayra Favela, explicó que llamar a los números de emergencia no es una situación que suela darse en los planteles debido a que les parece una medida muy cruel para el menor, por lo tanto es preferible tomar medidas precautorias con los padres, como es solicitarles números de emergencia en caso de que no lleguen a tiempo.

"Cuando los papás se retrasan, lo que solemos hacer es llamarles a sus teléfonos, pero si no contestan, tenemos números de emergencia para localizarlos porque la responsabilidad del padre es estar ahí a la hora del timbre, además, a la persona que no esté autorizada no se los podemos entregar, porque los tenemos que entregar personalmente a los niños", señaló.

Ambas docentes indicaron que durante este ciclo escolar no ha sido necesario hacer dicha llamada en sus planteles, pero ven necesario que los padres se hagan más responsables y sean puntuales a la hora de recoger de las escuelas a sus hijos.

En esta nota
  • Escuelas

Comentarios