Ciudad Obregón

Anhela don Gonzalo tener una nueva prótesis de pierna

Desde hace 8 años le dejó de servir la que tenía y no le alcalza lo que gana para adquirir otra. 

Avatar del

Por Mayra Echeverría

Don Gonzalo Mendoza Cervantes adaptó esta motocicleta para trabajar.(Mayra Echeverría)

Don Gonzalo Mendoza Cervantes adaptó esta motocicleta para trabajar. | Mayra Echeverría

CIUDAD OBREGÓN, Sonora.- Desde bebé por un accidente don Gonzalo perdió movilidad en la pierna izquierda, en 1988 se la amputaron y necesita una prótesis que ya tuvo, pero que desde hace más de ocho años le dejó de servir y actualmente no le alcanza para adquirir otra. Dque

Tiene 65 años y todos los días sale de su casa en la colonia Cajeme a bordo de una motocicleta que adaptó con un remolque y recolecta materiales reciclables en la colonia Zona Norte y Centro, los que vende y con eso lleva el sustento diario a su hogar.

Platicó que por su condición, su trabajo se vuelve más pesado, pero que desde hace más de ocho años dejó de usar prótesis, por que la que tenía ya no le servía; comenzó a utilizar muletas porque hacerse de otra le sale muy caro y no le alcanza.

Se cansa mucho, dijo, porque por no tener prótesis recarga todo su peso en la otra extremidad, lo que lo ha llevado a lesionarse o sufrir molestias.

"Antes cuando tenía la pierna de plástico andaba en triciclo y todo se me facilitaba más, pero se me echó a perder y ya no tuve para hacerme de otra y por eso tuve que conseguirme esta moto viejita porque el triciclo con una pierna ya se me hacía muy pesado.

"Teniendo pierna tardaba una hora en llegar a mi casa y sin la prótesis a veces tardaba hasta tres", resaltó.

No se queja de su trabajo, aunque tiene días que le va muy bien y otros que apenas y saca un dinerito, manifestó, no se desmotiva a seguir haciendo algo de provecho.

"Mucha gente me dice que ya me dedique a otra cosa, algo más fácil y siempre les digo: ‘Me faltará una pierna, pero me sobra cerebro’, siempre me las he ingeniado para hacerme la vida menos complicada", opinó.

En esta nota

Comentarios