Mundo

Hombre asesinado en Costco tenía enfermedad mental

Kenneth French, de 32 años, vivía con sus padres y creían que sufría de esquizofrenia.

Avatar del

Por AP

French tenía una enfermedad mental y no estaba medicado cuando atacó a un oficial de policía fuera de servicio, quien abrió fuego y lo mató e hirió gravemente a sus padres.(AP)

French tenía una enfermedad mental y no estaba medicado cuando atacó a un oficial de policía fuera de servicio, quien abrió fuego y lo mató e hirió gravemente a sus padres. | AP

LOS ÁNGELES.- El hombre que recibió un disparo mortal en una tienda Costco al sur de California, tenía una enfermedad mental y no estaba medicado cuando empujó o abofeteó a un oficial de policía fuera de servicio, quien abrió fuego y mató al hombre e hirió gravemente a sus padres, señaló el abogado Dale Galipo

Galipo dijo que ignora si hubo algún intercambio de palabras entre el oficial y Kenneth French antes del incidente en la tienda de Corona, al este de Los Ángeles. La policía de Corona dijo que French "atacó" al oficial "sin provocación", pero Galipo señala que es una exageración sobre lo que French realmente hizo.

"Es difícil describirlo como un ataque", dijo Galipo, refiriéndolo como un "empujón o bofetada con la mano abierta" a la espalda del policía. "Ciertamente no justifica matar a alguien".

El abogado del oficial, David Winslow, señala que el oficial estaba cargando a su hijo de un año y medio cuando French lo derribó y perdió el conocimiento por un breve tiempo.

"No fue un empujón inocente", dijo Winslow el martes.

Winslow señala que su cliente "creía que su vida y la vida de su hijo estaban en peligro inmediato" y disparó su pistola.

Galipo dijo que los miembros de la familia dicen que "el padre estaba tratando de interceder y le explicaba al oficial que su hijo tenía una discapacidad mental" cuando sonaron los disparos. También señalaron que el oficial se identificó a sí mismo como un policía antes de disparar.

French, de 32 años, vivía con sus padres y creían que sufría de esquizofrenia. Se le había retirado el medicamento debido a otras complicaciones de salud, que podrían haber afectado su comportamiento la noche del viernes, dijo Galipo.

No estaba claro qué medicamentos estuvo tomando o cuándo dejó de tomarlos.

"Tenía entendido que sólo lo ayudó a mantener la calma y a no tener ningún problema", afirma Galipo, agregando que French no tenía antecedentes de violencia y que los miembros de la familia lo describieron como amable y de pocas palabras.

El Dr. Steven Siegel, profesor y catedrático de psiquiatría y ciencias del comportamiento en la Escuela de Medicina Keck de la Universidad del Sur de California, dijo que los pacientes con esquizofrenia sufren alucinaciones, delirios y pensamientos desorganizados.

La medicación puede aliviar muchos de los síntomas si se toman con regularidad, pero los pacientes pueden regresar a tener problemas en cuestión de semanas si se detienen, aseguró Siegel. Los pacientes pueden sentirse amenazados por algo tan inocuo como una camisa azul y reaccionar de manera errática, aunque no de forma violenta, en ese caso se necesita ayuda médica adicional.

"En su realidad, están en peligro", dijo Siegel. "No debemos tener miedo de ellos, pero tenemos que cuidarlos".

El oficial, quien ha estado con la policía de Los Ángeles durante siete años, se sometió a una entrevista obligatoria el pasado lunes como parte de la investigación administrativa del departamento. Está en licencia administrativa remunerada lo cual es obligatorio después de un tiroteo involucrado por un oficial.

Los investigadores de la división analizan el dibujo y la exhibición del arma de fuego, la descarga del arma y las tácticas utilizadas antes y durante el disparo.

El departamento no ha revelado la identidad del oficial, pero una persona con conocimiento de la investigación señaló que su nombre es Salvador Sánchez. La persona no estaba autorizada para hablar en público y sólo proporcionó la información bajo condición de anonimato.

Winslow, el abogado del oficial, se negó el martes a confirmar el nombre de su cliente, pero dijo que nunca estuvo involucrado en un tiroteo. Comenta que aún no habían decidido si el oficial se sentará para una entrevista voluntaria con la policía de Corona, que está llevando a cabo la investigación criminal.

La madre de French, Paola, permanece inconsciente y en estado crítico, dijo Galipo. "No está claro si ella sobrevivirá", dijo.

En cambio su padre, Russell, se encuentra en estado grave pero está consciente, dijo el abogado.
 

En esta nota

Comentarios