Mundo

Gaviota es captada robando sándwich de 21.50 dólares a mujer

Jessop dijo que cuando tomó la foto, sintió que algo le crujía la mano.

Avatar del

Por El Imparcial

Alicia Jessop sabía que el viernes iba a ser un día memorable, pero no se dio cuenta de que sería uno que nunca olvidaría.(AP)

Alicia Jessop sabía que el viernes iba a ser un día memorable, pero no se dio cuenta de que sería uno que nunca olvidaría. | AP

NUEVA INGLATERRA, EU.-Alicia Jessop sabía que el viernes iba a ser un día memorable, pero no se dio cuenta de que sería uno que nunca olvidaría.

La profesora de la Universidad de Pepperdine, de 34 años, planeaba finalmente visitar Nueva Inglaterra, que era algunos de los últimos siete estados en los que nunca había estado, y probar su primer rollo de langosta, que son famosos entre los turistas. 

Lo que no planeaba era capturar una foto- ahora viral- del momento en que una gaviota intentó atrapar su costoso sándwich mientras estaba tratando de tomar la foto perfecta.

Estaba realmente avergonzada. Escuchas historias de personas que toman fotos locas para Instagram y se lastiman a sí mismos y yo pensaba: 'Oh, Dios mío, ahora seré yo una de esas personas. Acabo de tirar 21.50 dólares por una foto".

Jessop comenzó su búsqueda del rollo de langosta el viernes por la tarde, al rentar un auto luego de concluir una conferencia de trabajo en Vermont y comenzar su viaje por Nueva Inglaterra. 

Después de algunas búsquedas en Google y Yelp, se dirigió a la Casa de Langosta de Fox en York, Maine, compró su rollo de 21.50 y caminó hacia el mar para tomar una foto.

"Era el lugar más pintoresco", dijo Jessop. "Estás parado en la orilla del mar con vista al faro. Realmente no tomo muchas fotos de alimentos, pero sabía que esto necesitaba ser documentado".

Pasó unos 20 segundos tratando de tomar su foto para Instagram, maniobrando sus manos sosteniendo el rollo de langosta en la posición perfecta para que su teléfono pudiera capturar el sándwich y el faro de Nubble en el fondo.

Jessop dijo que cuando tomó la foto, sintió que algo le crujía la mano. Ella inmediatamente pensó que dejó caer el rollo de langosta.

"Fue entonces cuando me di cuenta de que la gaviota se había abalanzado y ni siquiera la había visto venir", dijo. "Es un pájaro realmente inteligente y todo sucedió muy rápido".

Antes de que ella tuviera tiempo de espantar al pájaro, Jessop indicó que ya estaba festejando el rollo de langosta con "todas sus amigas gaviotas".

Mientras caminaba de regreso en busca de otra langosta, se puso a ver las fotos y se echó a reír, dándose cuenta de que la única foto que tenía era el momento exacto en que la gaviota se había abalanzado para robarle el emparedado. Ella publicó la foto en Twitter y dijo: "Por eso no podemos tener cosas buenas".

En media hora, a miles de personas les había gustado su publicación, que ahora tiene más de 191 mil "me gusta" en Twitter.

Jessop compro otro rollo de langosta de 21.50 dólares, pero esta vez se sentó en un área diferente para disfrutar el sándwich, el cual dijo que "fue una delicia increíble y que bien valió la pena". Pidió a otro cliente que tomara una foto de ella así que ella tenía la prueba de que en realidad comió un rollo de langosta.

Aparte de la historia divertida, Jessop dijo que la experiencia le ha demostrado que "la gente solo necesita reír".

Ella también está resignada la posibilidad de ser conocida como la mujer de la imagen de la gaviota por el resto de su vida.
 

Comentarios