No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Mundo

Futuras vacunas en el mundo dependen del suministro de monos de laboratorio

El ADN de estos animales, es muy parecido al de los humanos, por lo que los laboratorios los procuran para elaborar sus pruebas.

Avatar del

Por El Imparcial

Estados Unidos tiene hasta 25 mil monos de laboratorio, predominantemente macacos rhesus de cara rosada, en sus siete centros de primates.(Especial)

Estados Unidos tiene hasta 25 mil monos de laboratorio, predominantemente macacos rhesus de cara rosada, en sus siete centros de primates. | Especial

ESTADOS UNIDOS.- Una escasez mundial de monos para ser usados en laboratorios, es la que se vive a nivel mundial ante la pandemia causada por el Covid-19.

En un reportaje de The New York Times se indica que la vida de millones de vidas humanas están en juego por esta causa, ya que el ADN de los monos es muy parecido al de los humanos, por lo que son muy importantes para probar vacunas.

Un directivo de Bioqual, fue responsable de proporcionar monos de laboratorio a compañías farmacéuticas como Moderna y Johnson & Johnson, que necesitaban los animales para desarrollar sus vacunas Covid-19.

Pero que a medida que el coronavirus se extendió por los Estados Unidos durante el año pasado, había pocos monos disponibles.

Al no poder proporcionar monos a los científicos, que pueden costar más de 10 mil dólares cada uno, alrededor de una docena de compañías se quedaron luchando por animales de investigación en el punto álgido de la pandemia”, cita la publicación.

"Perdimos el trabajo porque no pudimos abastecer a los animales en el período de tiempo", dijo el directivo de Bioqual.

Además la escasez se ha visto agravada por una prohibición reciente de la venta de vida silvestre de China, el principal proveedor de animales de laboratorio.

La última escasez ha reavivado los rumores sobre la creación de una reserva estratégica de monos en Estados Unidos, una reserva de emergencia similar a las que mantiene el gobierno para el petróleo y los cereales.

Y que medida que nuevas variantes del coronavirus amenazan con hacer obsoleto el lote actual de vacunas, los científicos se apresuran a encontrar nuevas fuentes de monos y Estados Unidos está re-evaluando su dependencia de China, un rival con sus propias ambiciones biotecnológicas.

La pandemia ha subrayado cuánto controla China el suministro de bienes que salvan vidas, incluidas máscaras y medicamentos, que Estados Unidos necesita en una crisis.

Los monos preferidos son macacos rhesus y macacos cynomolgus, también conocidos como macacos de cola larga.

Pero ningún país puede compensar lo que China suministró anteriormente. Antes de la pandemia, China proporcionaba más del 60% de los 33 m il 818 primates, en su mayoría macacos cynomolgus, importados a Estados Unidos en 2019, según estimaciones de analistas basadas en datos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.

Estados Unidos tiene hasta 25 mil monos de laboratorio, predominantemente macacos rhesus de cara rosada, en sus siete centros de primates.

Alrededor de 600 a 800 de esos animales han sido objeto de investigación sobre el coronavirus desde que comenzó la pandemia.

 
En esta nota

Comentarios